Comodoro: Los Trabajadores de Luz y Fuerza toman central térmica de Km 5

Infoglaciar - Trabajadores tercerizados del denominado Emprendimiento para Servicios de Energía (ESE SA) dedicados a la operación, manejo y mantenimiento de Centrales Térmicas Patagónicas, que también operan en Puerto Madryn y Pico Truncado, tomaron ayer la planta de Comodoro Rivadavia. Si deciden apagar los generadores, esa medida implicará la reducción de un 50% del flujo energético que recibe la ciudad. Así se verían afectados principalmente los sectores industrial y comercial.
La noticia que puso en alerta a los trabajadores del Sindicato de Luz y Fuerza y que los llevó a tomar la planta de Kilómetro 5, fue la publicación en el diario La Nación, en su edición del 13 de junio, de la convocatoria a acreedores de Centrales Térmicas Patagónicas SA.

Desde entonces, el grupo compuesto por ocho trabajadores tercerizados a través del Emprendimiento para Servicios Energéticos SRL (ESE), que temen por la continuidad laboral, solicitaron la información pertinente al directorio, sin obtener respuesta todavía.

Tal fue el argumento de Carlos Varas, secretario gremial de la seccional Kilómetro 5 Presidente Ortíz del Sindicato de Luz y Fuerza, quien agregó que el director provincial de la firma remitió carta documento a los accionistas privados a los mismos efectos y tampoco se recibieron todavía las explicaciones solicitadas.

La empresa eléctrica Centrales Térmicas Patagónicas SA concentra las acciones clase A en manos privadas con un 34%, mientras que el 25,88% corresponde a la provincia de Chubut, el 13,12% al Estado Nacional, el 17% al Sindicato Luz y Fuerza, y el restante 10% a los empleados, dentro del programa de propiedad participada. En ello contextualizó Varas la "arbitrariedad" de la decisión por parte del capital privado.

FUENTES LABORALES

"Como trabajadores necesitamos preservar las fuentes laborales" explicó el referente gremial quien señaló que a los ocho puestos de trabajo mencionados, deben sumarse otros 35 de empresas de servicios que brindan prestaciones a la central. A la vez, en virtud de que Centrales Térmicas Patagónicas tiene además plantas de generación en Puerto Madryn y Pico Truncado, también los trabajadores de esas localidades se plegarían con medidas del mismo alcance.

La toma de la planta, implica puntualmente la disminución en un 50% del flujo energético disponible en Comodoro Rivadavia si se llegara a la paralización de las máquinas que aportan 34Mw hora a la energía disponible. "Eso no implica que la ciudad se va a quedar sin luz, pero va a haber reducción de energía en las empresas", aclaró Varas.

Ayer el secretario general de Luz y Fuerza de la Patagonia, Rubén González, viajó a Buenos Aires para realizar gestiones. De ello dependerá si las máquinas serán sacadas de servicio por los operarios en protesta.

La toma se inició a las 14 de ayer y los generadores todavía siguen funcionando. Sin embargo, advirtieron que en el momento que se inició la toma debió haberse encendido una segunda máquina que aporta otros 20MW/ hora al sistema, pero la misma no fue puesta en marcha.

Mientras en Capital Federal se registran intensas reuniones con el objetivo de encauzar el conflicto, al cierre de esta edición los trabajadores proseguían con la toma de la central, y decididos a "llevar las medidas hasta las últimas consecuencias, hasta que nos informen qué es lo que sucede", argumentaron.

Los trabajadores de Comodoro Rivadavia también están en espera de la decisión de sus compañeros en Puerto Madryn y Pico Truncado, que de plegarse, pondrían en vilo las actividades en cada localidad ya que en todos los casos se dependería exclusivamente de la provisión de la transportadora energética Transpa.

Comentá la nota