“Como hace 2000 años, el hombre sigue necesitando un salvador”

El obispo Martín celebró la misa de Navidad. Dijo que, a pesar de los adelantos, el Niño de Belén es la renovación de la humanidad. También pidió por los que sufren hambre, injusticias y violencia.
En su mensaje de Navidad, el obispo diocesano Eduardo Martín dijo que como hace 2000 años el hombre sigue necesitando un salvador.

“Dios ha nacido para salvarnos. ¿Pero necesita el hombre del siglo XXI un salvador? Con todos los adelantos, pareciera que no. Sin embargo, hoy hay mucha vida humana sin sentido que busca refugio en las drogas y el alcohol y felicidad en el poder económico”, señaló.

Y agregó: “Hoy hay muchas injusticias, mucho hambre, muchas situaciones de violencia y muchas situaciones inhumanas”.

El prelado indicó a continuación que “Dios ha nacido y allí está la raíz de la renovación de nuestra humanidad, el punto de resurgimiento de nuestra vida personal, familiar y social”.

El obispo presidió ayer la misa de la Navidad en la Iglesia Catedral, acompañado por el vicario general, monseñor Julio Lorenzo Estrada.

El mensaje navideño se enmarca dentro de los festejos de la Gran Misión por los 75 años de la Diócesis de Río Cuarto.

Se trata de un año de jubileo que se desarrollará durante todo el 2009. El lanzamiento se produjo el pasado 8 de diciembre, Día de la Inmaculada Concepción, patrona de Río Cuarto, en la Plaza San Martín.

En esa oportunidad, monseñor Martín recordó la labor de sus antecesores: Leopoldo Buteler, Moisés Blanchoud, Adolfo Arana y Ramón Staffolani.

En ese marco, la Iglesia Católica de Río Cuarto señala que “hay que aprovechar la Navidad como un espacio de preparación para este jubileo y la Gran Misión, como una fiesta en la que celebramos a Jesús, con nuestro lema: Hoy Jesús nos da vida”.

Y agrega: “El objetivo es que se pueda reconocer que la Navidad nos renueva. Estamos acostumbrados a hablar de rescates y salvatajes financieros. Pero lo esencial es descubrir que la Navidad es el mensaje de la salvación de Dios para los hombres”.

En su mensaje navideño, el obispo señaló que “el anuncio de la Navidad es éste: Dios ha nacido, nos ha nacido un salvador”.

Y añadió: “Vayamos y adoremos al Niño de Belén y encontraremos el punto de resurgimiento de nuestra vida personal, familiar y social”.

Durante la Gran Misión, están previstas reuniones con los sectores políticos, sociales y económicos, como así también visitas casa por casa.

En tanto, el obispo celebrará hoy 55 años de vida y 28 años como sacerdote. Martín nació el 26 de diciembre de 1953 en Venado Tuerto, Santa Fe, y fue ordenado sacerdote el 26 de diciembre de 1980 en la Catedral de esa ciudad.

Comentá la nota