Como candidato a concejal, Aldo Morino dijo que tiene "la voluntad" de asumir

Aunque sostiene que su candidatura como concejal no es testimonial, el secretario de Gobierno de la Municipalidad de Zárate, Aldo Morino, sigue sin asegurar si asumirá o no al cargo para el que se postula. Sin embargo, manifestó que tiene "la voluntad" de hacerlo. Intención que no sería propia ya que la supeditó a una decisión de la gestión municipal de la que forma parte y que dirige el intendente Osvaldo Cáffaro.
En el contexto de una campaña que ya se acerca a su recta final, consultado por LA VOZ, el funcionario municipal expresó que se encuentra capacitado para cumplir con cualquiera de las dos funciones aunque sostuvo que se ve más operativo en el ámbito ejecutivo.

Ante las posibles críticas que pudiera recibir en torno a su actividad, la cual podría verse descuidada en el marco de actividades electorales, Morino dijo que "en ningún momento hemos dejado de prestar nuestra labor municipal para dedicarnos a hacer política partidaria", haciendo referencia al resto de sus compañeros de lista, en su mayoría actuales funcionarios.

"Estamos cumpliendo con la función ejecutiva y en el poco tiempo que nos queda libre estamos tratando de hacer campaña, principalmente los fines de semana", agregó, "vemos muy bien la respuesta de la gente, tenemos en claro el proyecto que nos llevó al gobierno en 2007: el Plan Ciudad y en ese mismo marco hacemos nuestras propuestas legislativas".

En cuanto a las expectativas sobre los resultados de los comicios el 28 de junio, Morino se mostró optimista. "A dieciocho meses de gestión hemos cumplido con una parte muy importante de lo que fue nuestra plataforma electoral: el Plan Ciudad, un proyecto a once años del que tenemos ejecutado el 33 por ciento", dijo, "la ciudad mejora día a día y muestras de ello hay para los incrédulos, hay un compromiso de esta gestión, por eso tenemos mucha esperanza de hacer una muy buena elección porque vemos que el vecino se da cuenta que mostramos una gestión transparente, el dinero recaudado se vuelca en obras, no hay dudas de eso, hay cosas a mejorar pero está a la vista que se ha avanzado".

Pese a la seguridad que mostró en torno a los resultados electorales no fue certero a la hora de responder sobre su deseo de asumir como concejal en caso de acceder a la banca. Ello es precisamente lo que acerca su posición a la definición de candidatura testimonial, aquella que protagoniza un personaje político en funciones cuya pretendida nueva función es en realidad la de apoyar con su testimonio al partido político elegido y no asumir el nuevo puesto oficial sino, por el contrario, preservar el anterior.

"Tenemos voluntad de asumir", dijo Aldo Morino y agregó que "no tengo ningún inconveniente, no soy testimonial porque no tengo un cargo electivo previo, soy un funcionario político y si la gestión decide que tengo que asumir lo voy a hacer".

Morino se desempeñó anteriormente como concejal en el período 2004-2007 y manifestó que volvería a trabajar en ese ámbito si ésa fuera la decisión de su grupo. Sin embargo, expresó que se ve más operativo para la actual administración municipal dentro del ámbito ejecutivo.

"Por mi desempeño profesional tengo un aspecto más ejecutivo", dijo, "pero en lo legislativo me he desenvuelto bien, he sido concejal y tengo toda una trayectoria de trabajo en ese sentido para mostrar, durante el período en el que me desempeñé como tal, se presentaron 366 proyectos de diferente tenor y calidad, muchos fueron proyectos de ordenanza; creo que hay que volver a un trabajo legislativo serio, donde haya ganas de hacer y no transformarse en una constante máquina de impedir", concluyó el secretario de Gobierno.

Comentá la nota