Comienzan a aparecer las pintadas Massa-Bruera

El intendente de Tigre busca organizarse para desplegar su candidatura en la Provincia. Con conversaciones avanzadas con su par de La Plata, el bruerismo inició una campaña con graffitis que llegan a Chascomús. La idea es extenderla hasta Mar del Plata
Después de romper con el ex presidente Néstor Kirchner, los intendentes díscolos del oficialismo ya no ocultan sus intenciones en el 2011.

Por un lado, Sergio Massa (Tigre) refuerza su gestión, bien apuntalada a la seguridad, para alcanzar una candidatura a gobernador bonaerense. Es que el ex jefe de Gabinete de Cristina Fernández está dispuesto a sucederlo a Daniel Scioli por afuera de las huestes K.

A Massa lo envalentonó las mediciones que arrojaron las encuestas antes del 28 de junio cuando ocupó el cuarto lugar en la lista de diputados nacionales.

Por otra parte, Pablo Bruera (La Plata), en plena campaña, se mostró alejado de las acciones políticas de Kirchner. Por eso, decidió darle un carácter vecinalista a la campaña.

Según se comenta en los pasillos del Palacio Municipal, Bruera no buscaría renovar su mandato como intendente sino que iría en búsqueda de un lugar en el Gobierno bonaerense.

En los últimos días comenzaron a aparecer las pintadas "Bruera-Massa" en la Ruta 2, camino a Mar del Plata. Hasta ahora, la campaña de graffitis alcanza hasta Chascomús, pero se extendería hasta la "ciudad feliz".

Los dos jefes comunales iniciaron una etapa de diálogo para formar un espacio político que les de margen para aspirar a un futuro binomio.

Comentá la nota