Comercio: Brasil replicó con reclamos a quejas argentinas

Cancillería recibió las explicaciones del embajador brasileño por trabas a productos
Aunque la artillería diplomática desplegó su juego de los buenos modales, Argentina y Brasil volvieron ayer a presentar sus mutuos reclamos en las fricciones comerciales que escalaron en las últimas horas. Y si algo quedó claro es que harán faltan nuevos capítulos de esta historia para comenzar a desanudar los problemas existentes entre los socios mayores del Mercosur.

Y que posiblemente Cristina Kirchner y Luis Inacio Lula da Silva se vean en su bilateral pautada para Brasilia el 18 de noviembre, sin que estos se hayan resuelto.

Porque ayer, a media tarde, tal como lo había anunciado el lunes el ministro Jorge Taiana, el secretario de Relaciones Económicas Internacionales de la Cancillería, Alfredo Chiaradia le transmitió al embajador de Brasil, Mauro Vieira, el reclamo del Gobierno ¿una queja bajo el eufemismo de "preocupación" para el que fue citado¿ para que se liberen los productos varados dentro de mas de mil camiones en la frontera con el país vecino. "Porque es inaceptable que detengan camiones" con mercadería perecedera y "sin aviso previo" informaron en la Cancillería, tras la reunión, que fue extremadamente cuidada al punto que no se informó de antemano a qué hora exacta iba a ocurrir y tampoco contó con "foto oficial".

El eje de este conflicto -aunque no el único- son las licencias (permisos) no automáticas que desde el año pasado aplica la Argentina para los productos que vienen de Brasil y que tanto Lula da Silva como el sector privado rechazó en diversas oportunidades. A mediados de este mes Brasilia se lanzó con medidas similares, en definitiva, represalias.

"Le planteamos las preocupación y el reclamo de nuestro gobierno por la falta de transparencia y de aviso previo de estas medidas que afectan a muchos productos perecederos de diversas provincias argentinas. Y que estas decisiones tienen una marcada asimetría con las que toma la Argentina, que son anunciadas un tiempo antes que empiecen a regir", puntualizaron las fuentes locales. Anoche, algunas informaciones indicaban que unos 500 camiones demorados en la ciudad brasileña de Uruguayana habían sido autorizados a pasar.

Entre tanto a última hora, una fuente de la embajada brasileña en Buenos Aires sostuvo que Mauro Vieira también asistió con su listado de reclamos. Se indicó que el diplomático le transmitió a Chiaradia la "preocupación" de su Gobierno "en relación al no cumplimiento" del plazo estipulado por la OMC, de hasta 60 días, para la liberación de licencias no automáticas. Y le recordó que las LNA afectan al 14% de las exportaciones brasileñas a este país. Vieira expuso además la tesis latente en Brasil: que la persistencia indefinida de mecanismos de control de importaciones pueden "acarrear desvío del comercio para terceros países y entorpecer el flujo comercial bilateral", siendo China su fantasma principal

Ayer, gobierno y prensa siguieron oyendo los reclamos efectuados desde las provincias con productores afectados por las medidas brasileñas: Río Negro (frutas) Mendoza (fruta y ajo), la Roja (oliva, pasas de uva vino). Hay otros productos, harinas, comida para animales.

Comentá la nota