Comerciantes de la Rocca dicen que venden menos por el estacionamiento tarifado

Los empleados, además, juntaron firmas para reclamar ante la intendenta porque deben pagar $140 pesos para estacionar en la zona donde trabajan. "No es por comodidad, no tenemos otra forma de llegar a trabajar a horario, sino es en auto", aseguraron.
La implementación del estacionamiento tarifado en la avenida Rocca y aledañas causó numerosos reclamos en sus primeros días de implementado, sobre todo entre los trabajadores que se desempeñan en comercios y empresas de servicios y que ahora deberán pagar $140 si quieren seguir yendo a trabajar en sus autos. También varios comerciantes, en diálogo con este medio, hicieron llegar su queja por lo que entienden es una competencia desleal, ya que aquellos que quieran ir a comprar en auto a la Rocca deberán pagar y en cambio en la avenida Mitre esta tarifa no se cobra.

"Nos estamos quejando por la tarifa que tenemos que pagar porque realmente no podemos con los sueldos que tiene la mayoría, afrontar en este momento del país, el pago de $140, para poder seguir yendo a trabajar con nuestros autos, algo que no hacemos porque si, sino para poder en muchos casos llegar a tiempo a nuestro trabajo, ya que de otra manera, en colectivo por ejemplo, no podríamos hacerlo", aseguró uno de los trabajadores afectados. Ellos están juntando firmas para entregar un petitorio a la intendenta para que reconsidere la medida. Ya juntaron cerca de 200 firmas.

"Hemos juntado más de 200 firmas y todavía faltan más comercios por recorrer. Las autoridades tienen que entender que vamos al centro a trabajar, no por diversión. Además, no somos solo del centro de la ciudad, sino que venimos de los distintos barrios y de ciudades aledañas como Escobar y Zárate y no podemos hacerlo en colectivo porque llegamos tarde", aseguraron.

Los mismos empleados coincidieron con los dueños de comercio consultados por este medio, sobre la baja que se notó en el movimiento en la zona céntrica, y consiguientemente en las ventas: "Se notó muchísimo la baja en las ventas, el viernes estaba desierto todo, no parecía un comienzo de mes".

Los empleados también cuestionaron que como nunca, estaba lleno de inspectores de tránsito, que ponían multas a aquellos que no pagaban el ticket correspondiente para estacionar. "No hubo ningún tipo de advertencia previa, de semana de prueba, nada. La idea es cobrar y multar", enfatizaron.

Un grupo de comerciantes, por su parte, también expresó su preocupación por la caída en las ventas que esta medida puede ocasionar: "Llega el día de la madre, que es un momento de mucha venta y aquellos que vayan a comprar en auto sí tienen para elegir entre un comercio en la Rocca donde tienen que pagar para estacionar y uno en otra calle de iguales características, van a ir al otro. Hay que buscar la manera que esta medida no nos perjudique no solo en cuanto a tener que pagar nosotros, sino también en lo que respecta a nuestros clientes".

Comentá la nota