Combustibles: piden aumentos y amenazan con un paro

Combustibles: piden aumentos y amenazan con un paro
Desde la Federación de Empresas de Combustibles advirtieron que en cualquier momento pueden volver los paros si el gobierno nacional no escucha al sector.
La titular de la Federación de Empresas de Combustibles, Rosario Sica señaló hoy que, en cualquier momento, podrían volver los paros en las estaciones de servicio si el ministro de Planificación, Julio De Vido no cumple con su promesa de atender los reclamos del sector.

"Estamos en un conflicto con el señor ministro, ya que pactamos una tregua en diciembre y después de haber hecho reuniones con sus equipos técnicos, hoy estamos esperando que implemente el dictamen que elaboramos en conjunto el 20 de febrero", dijo Sica quien reveló que, hasta el momento, no había hecho declaraciones, a pedido de las autoridades gubernamentales.

"Ahora, yo le pedí una audiencia al ministro. Ellos habían solicitado que no le diera información al periodismo y yo cumplí, pero ahora le pido públicamente a De Vido que cumpla su palabra", expresó.

La dirigente gremial empresaria explicó que "en diciembre, cuando hicimos un paro al que se adhirió 98% de las estaciones, el Gobierno sintió el cimbronazo y las autoridades nos convocaron y De Vido se comprometió públicamente a que si nosotros levantábamos el paro que se iba a iniciar en los primeros días de enero, él se comprometía a poner a sus técnicos a disposición, para que, trabajando juntos, pudiéramos llegar una solución estructural, porque esto está totalmente desequilibrado", dijo Sica en una entrevista por Radio El Mundo. "Nosotros peleamos por rentabilidad y abastecimiento, para mantener las fuentes de trabajo", añadió.

Sica también dijo que esperaba que el ministro De Vido "cumpla con su palabra y con su sensibilidad de protección a la clase trabajadora, lo que lo obliga a buscar una solución para defender las fuentes de trabajo".

En cuanto a los aumentos de combustibles, la empresaria dijo que la devaluación del peso le encarece el barril de crudo a las petroleras, ya que las ventas la hacen en pesos. "En la Capital Federal y Gran Buenos Aires las tienen que hacer con precios deprimidos por el tema del INDEC y en el interior del país se han podido levantar algo más los valores. Igualmente, cada 10 centavos que se aumentan, 7 se los lleva el Gobierno, dos la petrolera y nosotros un centavo, a lo que hay que bajarle los costos por lo que nos quedamos con solo medio centavo. Así, no llegamos nunca", explicó.

Sica reiteró que "no queremos darle mas problemas al Gobierno, no queremos romper la paz social, queremos colaborar y si cumple su palabra podemos empezar un nuevo camino. Nunca hemos podido comprender porque este gobierno produjo una destrucción de las estaciones de servicio, que parecen un cementerio, sobre todo en el interior del país. En la Capital hay 149 estaciones cerradas".

También dijo que el Gobierno "tendrá que cumplir con su responsabilidad" y afirmó que el sector "cumplió con la nuestra".

Comentá la nota