Colón vivió un día de tensión entre ambientalistas y gendarmes

Con una fuerte custodia de los efectivos de seguridad, los ambientalistas se apostaron a la vera de la ruta internacional 135 y a las 20 realizaron una interrupción del tránsito para impedir el flujo vehicular con la ciudad uruguaya de Paysandú. Los Gobiernos nacional y provincial se expresaron acerca de la medida, en tanto que Tabaré Vázquez se desentendió del tema.
Custodiados de cerca por personal de Gendarmería nacional, un grupo de ambientalistas realizó ayer cortes intermitentes sobre la ruta internacional 135 en Colón, para impedir el paso de automóviles entre esa ciudad y la uruguaya de Paysandú.

Al poner en marcha las medidas de fuerza decididas por las asambleas de Colón y Gualeguaychú contra el funcionamiento de la pastera Botnia, los ambientalistas se apostaron a la vera del cruce fronterizo cerca de las 19. Pero una hora más tarde realizaron el primer corte de tránsito, luego de que se registraran momentos de tensión con los gendarmes, que intentaban impedir que se cortara el paso que comunica con Uruguay. Los manifestantes liberaron el camino tras caminar sobre el asfalto en ambos sentidos durante unos diez minutos; pero media hora más tarde decidieron reanudar el corte.

Con cánticos y pancartas en rechazo a la papelera finlandesa Botnia, los manifestantes se introdujeron en la ruta binacional, y consiguieron bloquear el cruce fronterizo por algunos minutos.

Los gendarmes, superiores en número, custodiaron de cerca los movimientos de los manifestantes, tras recibir la orden de no permitir que se corte el Puente General Artigas.

Luego, sin que se produjeran incidentes, los ambientalistas se corrieron de la ruta 135, y liberaron el paso internacional para regresar al asfalto media hora más tarde.

PEDIDOS. Los asambleístas protestaron de esta forma pese a que el gobernador entrerriano, Sergio Urribarri, y distintos referentes de la Casa Rosada reclamaran el fin de los bloqueos en la provincia, y respaldaran los estudios que aseguran que Botnia no es contaminante.

“El corte es una consecuencia de una política de Estado uruguaya”, consideró Roberto Marchesini, integrante de la Asamblea de Gualeguaychú, en declaraciones radiales.

Pasadas las 18 comenzó la concentración en el puente de Colón que derivó en una asamblea de la que participaron un centenar de manifestantes.

Con esta actividad, los ambientalistas profundizaron las medidas de fuerza contra la pastera Botnia, a fin de respaldar el bloqueo que se mantiene en Arroyo Verde, sobre la ruta 136 de Gualeguaychú, desde noviembre de 2006.

“La aplicación del Código Aduanero para evitar que empresas argentinas comercien con Botnia; que se discuta en el ámbito del Parlamento Nacional el tratamiento de la Ley Nacional de la Madera; y que se cumplan las audiencias pendientes con funcionarios nacionales”; fueron los principales reclamos.

Durante toda la jornada, se registraron largas colas de vehículos que buscaron cruzar a Uruguay, ante la posibilidad de que se desarrollara un corte total.

Esa posibilidad hizo que Gendarmería reforzara su presencia en el puente General Artigas, a fin de evitar que los manifestantes bloquearan el paso binacional.

Al cierre de esta edición los ambientalistas debatían si continuaban con la medida en el día de hoy.

Para Tabaré Vázquez

“es problema de Argentina”

El presidente uruguayo, Tabaré Vázquez, aseguró ayer que los cortes de los pasos de frontera que llevan adelante activistas argentinos en rechazo a una planta de celulosa sobre un río de soberanía compartida, “es un problema de Argentina, no de Uruguay”.

“Nuestro país seguirá manteniendo la misma posición”, subrayó el mandatario uruguayo en entrevista publicada este viernes por el diario El País.

El puente General San Martín, que une la ciudad argentina de Gualeguaychú con la uruguaya Fray Bentos, lleva más de dos años vedado al tránsito en protesta por la instalación de la planta de celulosa de la firma finlandesa Botnia en la vera uruguaya del río Uruguay, alegando que la misma contamina. Los otros dos pasos internacionales que comunican a ambos países, son objeto de cortes intermitentes. “Sinceramente, creo que el tema de los cortes es más problema para la Argentina que para Uruguay”, agregó Vázquez. La prensa uruguaya recogió asimismo las declaraciones del ex presidente argentino Néstor Kirchner, bajo cuya administración se produjeron los picos más altos de tensión del conflicto diplomático. “Lo que se está haciendo en La Haya es el análisis de si Uruguay incumplió con el Tratado del Río Uruguay, pero nosotros nunca estuvimos de acuerdo con los cortes”, dijo Kirchner -a quien Uruguay vetó como secretario general de Unasur (Unión de Naciones Suramericanas)- durante un acto de su esposa, la presidenta Cristina Fernández. De su lado, Héctor Gros Espiell, jefe del equipo de juristas uruguayos ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya, donde se dirime el litigio, anunció el jueves que Uruguay incorporará a las audiencias orales del mes de setiembre la opinión de funcionarios del gobierno argentino, que descartan la existencia de contaminación.

Urribarri: “Voy a convencer a los asambleístas”

El gobernador Sergio Urribarri, aseguró que todavía es posible el diálogo con los ambientalistas y dijo que cree que los va “a convencer y pronto”, para que levanten la medida. En declaraciones a la revista “Debate”, Uribarri criticó los cortes de ruta y aseguró que “no sirven”. “La Policía va a escoltar a los argentinos que circulen por los pasos fronterizos junto con sectores de la sociedad civil para que ningún corte en la provincia afecte el presente ni el futuro de sus actividades”, afirmó el gobernador. Urribarri apuntó que “saben bien de qué manera he actuado en toda mi vida. No quiero ni atacar a nadie ni agredir a nadie ni, mucho menos, victimizar a nadie.” Y concluyó insistiendo en que “en ningún momento en todo este proceso, recibí del Gobierno nacional una sugerencia sobre cómo debía manejarme o los objetivos que debíamos perseguir en esta cruzada”.

Para destacar

El jefe de Gabinete, Sergio Massa, instó hoy a los ambientalistas entrerrianos a que “reflexionen” porque con los cortes de ruta “están generando un perjuicio”. “Ningún corte soluciona los problemas”, advirtió Massa, al ratificar la posición del Gobierno nacional sobre el conflicto. En declaraciones a Radio 10, el funcionario afirmó que el Ejecutivo tiene una “posición negativa” frente a las nuevas protestas anunciadas por los ambientalistas entrerrianos contra la pastera Botnia. “Esas actitudes no llevan a ninguna solución”, afirmó Massa, quien pidió que los manifestantes “reflexionen”.

Discrepancia en la

UCR sobre la modalidad de los cortes

El senador radical Rubén Ruiz opinó que el corte de rutas “no es una herramienta válida para resolver los problemas”. En cambio, desde la conducción del partido opositor, Miguel Rettore expresó su “apoyo y solidaridad a la lucha que sigue sosteniendo la sociedad de Gualeguaychú” en contra de las papeleras.

El representante en el Senado del departamento Federal sostuvo que aunque los cortes “terminaron siendo un mal necesario para hacerse conocer con los reclamos” no se pueden “resolver los problemas causándoselo a otros” y “se termina violentando a la sociedad” con estas medidas.

Ruiz consideró que las protestas mediante cortes de rutas “no es una herramienta válida para terminar resolviendo los problemas. A mí me parece que cuando alguien va a cortar una ruta o una calle las autoridades deben llamar a esas personas para ver cómo resolverlo”.

“No existe posibilidad de desarrollarse en la democracia si no es a través del diálogo y la comprensión de las situaciones. Necesitamos una sociedad y dirigentes maduros para resolver estos problemas”, dijo en declaraciones a Federal al Día.

APOYO. Aunque reconoció que los cortes “producen contratiempos en mucha gente”, Rettore indicó que “es la única medida que a los vecinos de Gualeguaychú les permitió tener instalado el tema durante tanto tiempo, a pesar de todos los esfuerzos de los gobiernos Nacional y provincial por diluirlo”.

“Todo lo que sirve y se apoya políticamente cuando se está en campaña electoral se debe respetar y cumplir cuando se está en el gobierno, y más aún cuando se está conduciendo los destinos de la Provincia”, dijo Rettore, para referirse a las posiciones del oficialismo.

En este sentido, sostuvo que “no puede ser que en su momento se haya apoyado y casi incentivado todas las acciones tendientes a que no se radiquen las pasteras en el río Uruguay, inclusive los cortes de ruta y hoy, por exigencias de la Nación, nuestro Gobierno Provincial los censure y amenace con desalojar la ruta con la fuerza pública”.

“Estas conductas erráticas de la dirigencia política entrerriana profundiza el descreimiento de la sociedad y atenta contra la representatividad propia del sistema”, concluyó el vicepresidente de la UCR entrerriana.

Comentá la nota