El Colón gastó todo el dinero en San Luis y no hará más presentaciones hasta marzo

Según una información difundida ayer por la agencia Telam, el gobierno porteño cuestionó la decisión del director del teatro Colón, Horacio Sanguineti, de suspender la programación del máximo coliseo argentino hasta marzo.
El ex secretario de Cultura, Gustavo López, reveló que "se gastaron todo el dinero para hacer montar la ópera ’La Traviata’ en la provincia de San Luis".

Sanguinetti había anunciado que las dos funciones de "Giselle" y el homenaje a Puccini, "Pucciniana", fueron reprogramadas para marzo de 2009.

López, el ex secretario de Cultura del gobierno porteño y actual subsecretario general de la Presidencia de la Nación, le pidió a la Comisión Nacional de Patrimonio Histórico que intervenga en el caso. Debido a que el Colón es monumento histórico, la Comisión podrá hacer un análisis rápido de la situación del Teatro y autorizar aquellas obras que no perjudiquen el patrimonio arquitectónico.

El funcionario, además, explicó que "la comisión velará también por la situación del personal del teatro, sus cuerpos estables y puede frenar cualquier obra que violente el patrimonio del Colón".

El funcionario nacional dijo que su intervención es "positiva" y que no pretende avasallar la esfera del gobierno porteño, se debe a que "estamos preocupados por el futuro del Colón. Ya que el teatro es algo demasiado importante como para que si esta cerrado, no intervengamos".

López se quejó porque "el tema del teatro dejó de estar en la esfera del ministerio de Cultura porteño y paso a la de Desarrollo Urbano, precisamente por las obras. Y nadie se hace cargo de presentar un plan de obras".

Dijo que "el gobierno porteño se pasó todo el año 2008 viendo que plan de obras iba a presentar para refaccionar el Teatro y todavía no se hizo nada. El presupuesto está pero no fue ejecutado, porque no se han presentado obras para la reparación del Teatro".

López mantuvo la semana pasada una reunión con los trabajadores, músicos, integrantes del ballet y artistas del Colón. Por su parte, los representantes de la Orquesta Estable repudiaron públicamente el levantamiento de la programación en la sede de Unione e Benevolenza, lugar donde ensayan.

"Nos bajaron toda la actividad porque usaron parte del dinero para el montaje de "La Traviata" en la provincia de San Luis", denunció Patricia Pérez, integrante de la Orquesta Estable.

A estas dificultades se suma la demora en el plan maestro de remodelación del Colón, por el que cerró sus puertas con el fin de ser reinaugurado en 2010, año del bicentenario de la Revolución de Mayo.

La dirección del Teatro Colón, quedó en tanto en el centro del debate hace pocos meses después de que se alquilaron salones del histórico edificio para realizar un evento publicitario de calzado deportivo, lo que forzó la renuncia de uno de sus directivos.

A esto se suma que el plan de obras fue cuestionado por especialistas en la materia -ingenieros, arquitectos y expertos en acústica- pero Sanguinetti rechazó los cuestionamientos.

Comentá la nota