Los colectivos que contaminan no circularán por la ciudad

La Dirección de Medio Ambiente de la Municipalidad de Paraná realizó ayer controles de emanación de gases tóxicos a colectivos de la empresa La Victoria en el barrio Lomas del Mirador. "Si las unidades no pasan el examen, se notifica a la empresa para que realice la reparación", explicó Roberto Aredes, inspector del área.
El funcionario aseguró que los controles se realizan a partir de las reiteradas denuncias que llegaron a la Dirección municipal y adelantó que los coches que no están en condiciones "no volverán a circular".

Los controles se realizan dos veces por semana. Además la Dirección efectúa la inspección respectiva a aquellos vehículos que transportan gas, como así también verifica la autorización para realizar su venta.

Aredes destacó que "los controles apuntan específicamente a los vehículos gasoleros y todos tienen que ajustarse a las exigencias de la Dirección de Medio Ambiente".

Los vehículos que transporten gas deben acercarse a la Dirección de Medio Ambiente para conseguir la autorización respectiva para circular.

Comentá la nota