Colaborador de Pinochet, nuevo titular en un cargo clave

A pesar de que durante la dictadura aplicó censura y declaró ante la justicia por cuatro asesinatos políticos, el abogado Marcelo Venegas Palacios consiguió el voto hasta de los miembros más progres del Tribunal Constitucional.
El abogado Marcelo Venegas Palacios, antiguo colaborador del dictador chileno Augusto Pinochet, fue elegido este miércoles presidente del Tribunal Constitucional de Chile por unanimidad de sus miembros de distintas tendencias políticas.

Llama la atención que votaran por Venegas Palacios los otros nueve integrantes del tribunal, entre quienes hay algunos que incluso lucharon contra la dictadura, como el ex ministro de Defensa y antiguo militante democristiano, Mario Fernández; el también democristiano Carlos Carmona, del entorno de la presidenta Michelle Bachelet; los socialistas Francisco Fernández y Hernán Vodanovic, y hasta el presidente saliente, Juan Colombo, considerado de ideas progresistas.

Según el portal de noticias El Mostrador, durante la dictadura chilena - entre 1973 y 1990 - Venegas encabezó la Dirección de Asuntos Indígenas y el Instituto de Desarrollo Agropecuario, fue abogado del Ministerio del Interior y director de la División Nacional de Comunicación Social (Dinacos), organismo a cargo de censurar a los medios y de emitir los comunicados oficiales del régimen.

En 2005 fue citado a declarar ante la justicia por cuatro asesinatos políticos cometidos en represalia a un atentado contra Pinochet en 1986, por ser uno de los civiles miembros del Comité Político Asesor del dictador. A comienzos de los años 90, Venegas fue jefe de Gabinete del senador derechista Sergio Onofre Jarpa, que había sido ministro del Interior del régimen militar.

En el Tribunal Constitucional, considerado uno de los enclaves autoritarios heredados de la dictadura en el ordenamiento legal chileno, se procura mantener un equilibrio entre las "sensibilidades políticas" de sus integrantes. Algunas de sus resoluciones han sido polémicas, como una del año pasado que prohibió la distribución gratuita en los servicios públicos de Salud de la "píldora del día después", pero permitió su venta libre en las farmacias privadas.

El cargo de presidente del Tribunal Constitucional es considerado de alta importancia junto con los consejeros del Banco Central, sus integrantes son los únicos funcionarios que no están sujetos a una acusación constitucional.

Comentá la nota