Cobos, tentado para que desembarque en Córdoba

El vicepresidente adelantó detalles de su incursión en la provincia, celebrada por sus visitantes: 9 de enero a Jesús María, en febrero charla en la Casa Radical y, después, reunión con intendentes y dirigentes radicales del interior.

Una incursión, ayer, de tres dirigentes del radicalismo cordobés al despacho de Julio Cobos, va a trascender seguramente el mero protocolo y hasta podría impactar de lleno en la UCR local en el próximo año electoral, a juzgar por quiénes fueron recibidos por el vicepresidente de la Nación y qué dijeron unos y otros, según los trascendidos que circularan después que al mediodía terminara la animada charla en el despacho principal del Senado de la Nación.

La comitiva cordobesa estuvo integrada por Hipólito Faustinelli (vicepresidente primero del Comité provincial y titular, a su vez, del bloque radical en la Unicameral), Miguel Nicolás (presidente del Comité Capital) y Hugo Pozzi (vicepresidente de la Cámara y mandamás del Comité Departamental de Río Primero).

Lo más llamativo de lo que se dejó trascender al término de la reunión fue, en primer lugar, que Cobos aseguró estar realizando intensos esfuerzos por volver a la UCR -tan esforzados seguramente como las resistencias de algunos sectores partidarios a que concrete su propósito. En segundo lugar, la respuesta de Faustinelli, Nicolás y Pozzi, que le aseguraron que ellos querían que volviera y que si formaba una línea interna, que contara con ellos para trabajar en la provincia de Córdoba.

(Adicionalmente, esta definición estaría insinuando la misma disposición del trío hacia otros radicales que se han ido del redil y por estos días se muestran interesados a volver, como Daniel Giacomino, Antonio Rins y Marcelino Gatica).

La postura de esta parte de la dirigencia no empalma, precisamente, con la que sostienen otros hombres del radicalismo cordobés, como Mario Negri (presidente del Comité provincial de la UCR) y Oscar Aguad (presidente del bloque de diputados radicales en el Congreso de la Nación), proclives a un entendimiento con Elisa Carrió y su Coalición Cívica.

Estas dos pulsiones internas en la UCR cordobesa serán seguramente las que jugarán y tensionarán en 2009 al centenario partido, desterrado del poder desde hace una década, cuando Ramón Mestre y Rubén Martí abandonaron los dos principales bastiones políticos de Córdoba: el gobierno provincial y la intendencia de la Capital.

Para más detalles sobre las diferencias contrapuestas entre los dos enfoques, algunas opiniones de Cobos, especialmente subrayadas por los visitantes, fueron que el radicalismo cordobés debería ir con candidatos propios en 2009 y sin hacer alianzas con dirigentes de extracción peronista. No lo dijeron pero la referencia es obvia, Luis Juez, el principal interlocutor en los ajetreos políticos de estos días de Negri y Aguad. Tampoco lo dijeron pero es inevitable subrayar la contradicción: ¡Cobos recomendando no hacer alianzas con peronistas!

Para que quede claro que ya en el comienzo de 2009 comenzará a jugarse este partido, Cobos dijo que el 9 de enero iba a asistir al Festival de Jesús María y requirió de la compañía Faustinelli, Nicolás y Pozzi. La respuesta fue obvia: encantados.

Pero hay más. También quedó formalmente acordado que el vicepresidente vendrá en febrero a dar una charla en la Casa Radical, en día aún no precisado, y que habrá un encuentro con intendentes radicales y dirigentes del interior, también en fecha a definir.

Comentá la nota