Cobos convocó, pero Cristina quiere frenar a Redrado usando la policía

El vice pretende reunir a la bicameral el martes y la Cámara obligó al Gobierno a consultar al Congreso para remover al presidente del BCRA. El gobierno usa el "kirchnerismo explícito".
La Cámara en lo Contencioso administrativo ordenó al Gobierno cumplir con el paso formal de consultar al Congreso para remover a Martín Redrado del Banco Central de la República Argentina (BCRA). Dejó en claro que el DNU de Cristina Fernández saltó por encima de la legislación vigente. Pero el fallo es confuso en cuanto a la situación del hasta ayer titular de la autoridad monetaria porque, en ninguna de las siete carillas que tiene, dice qué pasará con él hasta que se expida la comisión bicameral. Por las dudas, el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, aclaró: "Ese señor no entra más. Di instrucciones a la Policía Federal para que le impida la entrada".

Anoche, a las 20.30, Redrado dejó el Banco con una frase: "El Congreso tiene la palabra". Para el Gobierno, la oposición y algunos constitucionalistas, el economista no puede pisar nunca más el Central porque fue suspendido y será removido luego del consejo "no vinculante" de los diputados y senadores. El único que cree que sigue en sus funciones es el propio Redrado. El abogado del director del Central, Gregorio Badeni, le dijo a PERFIL que el fallo ni lo ratifica ni lo rectifica pero mantiene el statu quo. "Hasta que no resuelva el Congreso, sigue siendo el presidente del Banco", explicó.

A esta maraña judicial se agrega la convocatoria de Cobos para que la comisión bicameral que él preside sesione por primera vez el martes, aunque el vicepresidente ya aclaró que se tomará el tiempo necesario para cumplir con los pasos que marca la ley. Esto incluye "recibir declaraciones, solicitar documentación y colaboración a otros organismos oficiales y cualquier otra medida que resulte conducente para la formación de criterio para aconsejar", remarcó en un comunicado el mendocino.

La comisión está integrada por los diputados Guillermo Marconato (FpV) y Alfonso Prat-Gay (Coalición Cívica) y por el vice, Cobos, que tiene la facultad de desempatar en caso de paridad entre los legisladores. Las reuniones serán secretas.

"Si prima la posición de los mercados financieros, que creen que no puede haber un loco al frente de la autoridad monetaria, la situación de Redrado se debería resolver la semana que viene. Si prima la ambición de la oposición, Cobos puede tener en sus manos otra 125. Tiene un escenario mediático fenomenal", le graficó a PERFIL un ministro del Gobierno.

Ese mismo ministro explicó: "Redrado está removido, de eso no hay dudas". El directorio del BCRA tomó nota anoche del fallo de la Cámara y dejó como interino al radical K Miguel Angel Pesce, según trascendió de fuentes oficiales. Las mismas fuentes explicaron que la situación de Redrado era insostenible: "Es como si en un avión el piloto se caga a trompadas con el copiloto. El avión se estrella", aludió sobre la relación entre la autoridad monetaria y el Gobierno.

Sin embargo, en el Gobierno reconocen que el fallo tiene un lado malo. "Deja constancia de que el DNU de remoción de Redrado no se ajusta a derecho", indicó un alto funcionario. Y agregó: "Eso hace posible que el procurador del Tesoro apele vía recurso extraordinario ante la Corte".

Los constitucionalistas Félix Loñ y Eduardo Barcesat interpretaron que Redrado debe esperar la resolución del Congreso fuera del Central. Barcesat fue más allá: "Tiene que irse a su casa".

El Gobierno públicamente fue muy duro. Fernández, en declaraciones en el programa Seis siete 8:00, que se emite por Canal 7, dijo anoche que Redrado "cobraba 68 mil pesos por mes" y que se dio cuenta cuando habló con él de que se encontraba frente a un estúpido. Uno de los directores del Banco Central fue más allá y comparó a Redrado con Nerón, el emperador romano que, mientras se incendiaba Roma, componía con su lira, en alusión a la ambición del economista de aferrarse al cargo.

Lo cierto es que, más allá de la confusión, lo más probable es que Redrado no pueda volver a su cargo porque la Justicia lo dejó en manos de la política.

Comentá la nota