El cobismo y la UCR quieren 170 millones más para las comunas

El cobismo y la UCR quieren 170 millones más para las comunas
Cornejo fue ayer a la Legislatura a defender una nueva coparticipación que implica sacar recursos a la Provincia. Para el PJ, no es el momento.
Las iniciativas legislativas sobre "licitaciones abreviadas" (del oficialismo) y sobre coparticipación municipal (de la oposición) ingresaron ayer a una situación de "negociación combinada" que podría permitir avances paralelos -aunque muy dificultosos- en sus respectivos tratamientos.

Es que en la oposición aún existe una postura mayoritaria de rechazo a la propuesta del gobernador Jaque para agilizar los procesos de contratación directa de obra pública -al punto de aconsejar su archivo- tanto como existe una negativa cerrada del oficialismo para discutir la coparticipación municipal "en un año de crisis", al punto de disponer un veto parcial en el presupuesto para sortear la obligatoriedad de tratamiento aprobada por la Legislatura.

Los dos temas tendrán una difícil evolución en un año electoral y muestran señales de estar trabados, mientras legisladores de un lado y del otro buscan los votos necesarios para sus dificultosas aprobaciones. Al parecer, la suerte de ambos proyectos quedó íntimamente vinculada a eventuales negociaciones relacionadas entre sí y los avances en uno de los proyectos parecen poder darse únicamente mediante concesiones en el otro.

La presencia del intendente de Godoy Cruz, Alfredo Cornejo, ayer en la Legislatura y su reunión con la Comisión de Labor Parlamentaria de Diputados para solicitar el "pronto tratamiento" de la nueva ley de coparticipación municipal, mostró los intentos del cobismo y de la UCR por impulsar un proyecto que choca de frente con el Ejecutivo provincial.

"Ahora viene Cornejo como intendente a pedir el tratamiento de una coparticipación a la que se opuso cuando fue ministro de Gobierno", reprocharon en el justicialismo.

Hace diez días, los grupos técnicos radicales y cobistas analizaron el tema buscando posturas comunes, al tiempo que los dos bloques -presididos en Diputados por Mariano Ficarra y Omar Marín- acordaban combinar su accionar en la Legislatura. El proyecto de ley prevé un aumento de la masa coparticipable (del 14 al 16% de los ingresos) que asigna a los municipios, para repartirlos entre las comunas por el índice actual.

Igualmente establece un porcentaje de distribución de regalías para municipios no productores (6%) -hoy inexistente- al tiempo que mantiene el que corresponde a los productores de hidrocarburos (12%).

Esto implica que recorta fondos provinciales en 170 millones de pesos y los destina a los municipios, lo que explica el rechazo del Gobierno provincial. En la bancada justicialista, a lo sumo se admite la posibilidad de "iniciar la discusión", pero no todavía un tratamiento legislativo y menos una aprobación "hasta que no aparezca nuevamente una situación de crecimiento de la economía".

Comentá la nota