El cobismo quiere el aval legislativo de la reforma.

Presentó un proyecto para que Diputados le exija al Ejecutivo que promulgue la enmienda que se votó el domingo.
El planteo del Frente Cívico Federal para que el Gobierno promulgue la reforma del artículo 198 de la Constitución (votado el domingo) se cristalizó en la Legislatura con el ingreso de un proyecto de resolución en la Cámara de Diputados, el cual podría tratarse en la sesión de hoy.

"Ya lo ingresé formalmente y esperamos que se trate (en la sesión de hoy); nuestra intención es que se vote", adelantó Andrés Marín, jefe de la bancada cobista.

Con esta acción, el Frente Cívico fue un paso más allá en el pedido formal al gobernador Celso Jaque para que deje en firme la enmienda que fue apoyada por el 52% de los votantes. Y en caso de que una persona particular considere que tiene visos de inconstitucionalidad que sea la Suprema Corte quien dirima el conflicto ratificando que es necesaria la mitad más uno de los empadronados o rectificando esa postura.

"Ese el el efecto que buscamos", señaló ayer Juan Carlos Jalif, titular de Confe, antes de ingresar a uno de los ascensores de la Legislatura para abordar este tema con el presidente de la Cámara baja, Jorge Tanús; el jefe de la bancada justicialista, Carlos Bianchinelli, y Marín.

Durante el referéndum del domingo para aprobar la reforma del artículo 198 -que limita la reelección de los intendentes- sobre 1.181.848 votantes empadronados emitieron el sufragio 892.004, de los cuales 465.178 eligió el "Sí", 94.587 el "No" y hubo 6.607 votos nulos y 829 recurridos. El dato a tener en cuenta es que 324.803 personas votaron en blanco o simplemente se olvidaron de sufragar (ver infografía).

"El Gobierno no instruyó debidamente a las autoridades de mesa para que recordaran a la gente el votar por la reforma. Esto se vio reflejado en los telegramas. En el casillero de la reforma el dato estaba vacío, lo que significa que la persona o votó en blanco o directamente se olvidó de votar", explicó Eliana Luna, presidente de la ONG Favim.

Igualmente, en el cobismo están convencidos que la mayoría que votó por el "Sí" es suficiente para aplicar la enmienda. De esta manera buscan una reinterpretación del fallo de la Corte que data de 1989 que exigió una mayoría especial de la mitad más uno de los empadronados.

"Es otra constitución de la Corte y es posible que opinen de otra manera. No puede ser que la amplia mayoría de la gente esté a favor de la reforma y no se logre. Con la interpretación actual, los muertos y los que no van a votar votan por el No", dijeron desde el Frente Cívico.

Para llevar a la realidad el pedido de promulgación al Gobernador, legisladores del Frente Cívico lo plasmaron en una resolución. "Le solicitamos al Ejecutivo que de inmediato promulgue la reforma votada por la ciudadanía" indicó Marín.

Por el lado del bloque justicialista, aguardarán por una definición del Gobierno antes de darle tratamiento al proyecto.

En la opinión del jurista Carlos Egües, la estrategia esgrimida desde el Frente Cívico para conseguir la aprobación definitiva de la enmienda del artículo 198 "es un camino viable".

Según Egües hay que seguir "el criterio del 50% de los votantes" y no de los empadronados. Y sustenta esa postura en un aspecto que considera central: "En la Constitución provincial el votar es un deber. Por lo tanto quien no concurre a emitir el voto por alguna razón tiene una conducta antijurídica". Por ello, el especialista sostiene que se debe tomar en cuenta únicamente "la decisión de aquellas personas que cumplen con el mandato constitucional".

Además, aclaró que "el fallo de la Corte se aplica para un caso en particular y tiene alcance para ese caso solamente". Por lo tanto si llegara a promulgarse la reforma y alguien presentara un recurso de inconstitucionalidad, la Suprema Corte de Justicia de Mendoza "debería volver a fallar".

Desde Favim, Luna expresó que este es un buen momento para que el gobierno de (Celso) Jaque sume unos puntos a favor. Si se mostraba convencido de la reforma que haga traducir esa voluntad aprobándola".

En consonancia con las declaraciones vertidas por Egües, Luna cree que es necesario reconsiderar la postura que impone como mínimo indispensable la mitad más uno de los electores empadronados. "Están comprobados los horrores que tienen los padrones. Hay gente que se vio impedida de votar porque figuraban mal los datos, documentos mellizos, entre otros detalles".

Diego Arenas, diputado demócrata y otro de los militantes del Sí" eligió la prudencia para referirse al tema: "No se puede jugar con la Constitución. Hay que ver las mayorías que la misma Constitución señala. Eso es lo primordial".

En cuanto al tratamiento que podría tener el proyecto resolutivo en la Cámara baja, el legislador se mantuvo al margen y no adelantó una postura a favor o en contra. "Vamos a analizar el tema", añadió.

Comentá la nota