La Coalición Cívica también vive un cierrede lista a pura tensión

El tramo final de la definición de las listas de candidatos para las próximas elecciones sacude a la Coalición Cívica local, un espacio que hasta el momento parecía el más tranquilo dentro del espectro opositor.

Pero a diferencia de lo que ocurre con el peronismo disidente (ver página 4), en este caso el ruido de interferencia no se produce por las diferencias internas locales sino por las imposiciones que impulsan las figuras nacionales.

Según le explicó a El Diario la concejal Marcela Campagnoli, referente de la Coalición en Pilar, lo que generó el conflicto fue una orden impartida por la mismísima Elisa Carrió: el acuerdo sellado a nivel provincial con la UCR debe ser reproducido en cada distrito con el mismo esquema, es decir, el primer candidato para la CC y el segundo y cuarto para los radicales.

Según Campagnoli, esa línea no conformaría tampoco a Margarita Stolbizer, la presidenta de la CC bonaerense y cabeza de la lista provincial junto al radical Ricardo Alfonsín.

"Ahora Margarita se llamó a silencio. Nosotros vamos a esperar a ver cómo se cierra y después decidiremos qué hacer", señaló Campagnoli a El Diario.

Es que la dirigente local fue la que más se opuso a la inclusión del radicalismo en su lista, por lo menos en un lugar de expectativa.

Anoche, la mesa de conducción de la CC, que encabeza Campagnoli, se encontraba reunida en busca de armar una lista local, sin nombres radicales a la vista. Ese listado será elevado hoy a las autoridades provinciales. Sin embargo, Campagnoli aseguró que recién después de la respuesta partidaria analizará "qué resolución se adopta en Pilar".

Radicales enojados

La primera candidata de la UCR, Claudia Zakhem, manifestó ayer desconocer la existencia de una orden para que sea incluida segunda en la lista de la Coalición. De todos modos, aseguró que en caso de que sea real, deberá analizar su integración llegado el momento.

Es que la candidata radical recordó que su diálogo local con Campagnoli fue tenso y no dejó mucho lugar para las negociaciones.

"La Coalición Cívica local nos ninguneó, nos dio el cuarto lugar o nada y nunca se llegó a nada concreto", sostuvo Zakhem.

"Estamos en democracia y las cosas hay que consensuarlas. No estoy acostumbrada a que me digan lo que tengo que hacer y menos una señora a la que vi una sola vez en mi vida", se quejó la radical en referencia a Campagnoli.

Es que la dirigente de la Coalición había desempolvado los números de las últimas elecciones para el reparto de los lugares: 11 por ciento para los de Carrió contra apenas el 2 de los radicales.

"Ahora estamos más consolidados que hace cuatro años", apuntó Zakhem. Y se mostró abierta a una negociación de último momento: "Todo se negocia. En la profesión que tengo (es abogada) se sabe que siempre se pide más para ir por menos", indicó.

Comentá la nota