5 claves de un contexto de tasas altas que llegó para quedarse

Los economistas creen que la era de tasas negativas, que dinamizó la recuperación, quedó en el pasado. Cuáles son los sectores más golpeados.Por: Sebastián Campanario
"Doble Nelson" y afectados

No es una etapa de "crédito cero", como sucedió semanas atrás, en lo peor del pánico financiero, cuando empresas de primera línea no conseguían fondearse de ninguna forma. Pero se le parece bastante: hoy firmas importantes están tomando dinero al 30%. ¿Cuáles son los sectores más afectados? "Hay un golpe muy fuerte sobre los durables de consumo (autos, electrodomésticos)", dice el economista Ricardo Delgado "No depende tanto del segmento de la economía, sino de la hoja de balance de cada empresa", explica el economista jefe de un banco privado de los grandes, "quienes vivían cobrando cheques y vendiéndolos con descuento -con una tasa para esta operatoria que se triplicó- la tienen ahora muy complicada; sufren una suerte de 'Doble Nelson' (la toma de Titanes en el Ring), porque a eso se le agrega una retracción de la demanda".

Nuevo escalón

En un mes y medio se saltó de un contexto de tasas reales negativas a uno de tipos de interés fuertemente positivos. "Y este escenario llegó para quedarse", dice Miguel Kiguel, de Econviews. Para el economista Miguel Bein, "la suba de las tasas es la contracara del esfuerzo que han puesto los bancos para retener los depósitos en pesos en un mes en el que hubo deslizamiento de fondos hacia el dólar". Desde ese punto de vista, las tasas de interés reflejan el equilibrio monetario de corto plazo y van a seguir altas todo el tiempo que demore la normalización y la disminución en la demanda de dólares. "Hoy una tasa de interés más baja que la que tenemos generaría en el corto plazo una continuacion en la disminución en los depósitos del sistema, y esto no sería bueno", apunta Bein.

Carreras con alto rating

En promedio, la tasa de plazos fijos a 30 días subió casi un 50% en el último mes, de acuerdo a un relevamiento de la consultora ChiSquare. En los bancos se está llegando a pagar n 25% para conservar los depósitos de más de $ un millón: por primera vez desde mediados de 2003 el interés le está ganando a la inflación "real". ¿Y qué pasa con la carrera contra el dólar, la otra puja relevante? Según Finsoport, hasta septiembre venían "ganando" las tasas, pero luego el dólar recuperó terreno. Para que haya convenido comprar dólares como inversión en 2008, al 31 de diciembre la divisa debería cotizar en $ 3,45.

Cómo quedan los bancos

El negocio de los bancos sufrió un cimbronazo con la estatización de las AFJP, que tienen depósitos por $ 7.000 millones. La alta incertidumbre que conlleva la suba de tasas también les juega en contra. "Vamos hacia un esquema de banca transaccional, y con un horizonte no mayor a los 30 días", sostiene Kiguel.

Sectores más sofisticados, como los fideicomisos para el consumo, tienen las de perder, aunque el Gobierno garantizó su operatoria (Ver página 5). Bein agrega que el sistema ya es tan chico (el crédito privado es sólo un 12% del PBI) que también es bajo el margen para caer.

Mercado segmentado

Las tasas negativas fueron un dinamizador para la recuperación tras la crisis de 2001: antes que poner la plata en un banco al 10%, convenía comprarse un auto o un plasma.

Como el Gobierno necesitará en 2009 dar estímulos para que no caiga tanto el nivel de actividad, los economistas creen se viene un negocio de crédito "segmentado". "Me cuesta creer que por ejemplo el Banco Nación se pliegue a la política oficial de tasas altas", dice el ejecutivo de una entidad privada. Y pronostica: "En 2009 habrá préstamos subsidiados en la banca pública y un negocio chato en la privada".

Comentá la nota