Clásico maldito.

Clásico maldito.
LIGA NACIONAL: Peñarol vs. Quilmes, de la 10ª fecha, se suspendió por 2ª vez: ahora, por humedad en la cancha. Uff...
El reloj quedó clavado en 8m56s. Apenas se jugaron tres ofensivas, dos de Peñarol (lanzamientos de Johnson y González) y otra de Quilmes (Gil). Pero no se podía ni correr: el parquet del Poli tenía mucha humedad por la lluvia que cayó ayer en Mardel y los jugadores no podían afirmarse en la cancha. Por eso, el árbitro Estévez decidió pararlo a 1m04s de haber comenzado. Tras intentar secar el piso (probaron con el aire que infla la manga por la que entraron los jugadores y hasta con resina) se decidió la suspensión del partido (la 2ª tras la que había decidido la AdC hace más de dos meses). Se manejó la posibilidada de que se jugara hoy antes de las 11 de la mañana (así lo dice el reglamento para que el equipo visitante no se quede un día más en la provincia) pero como no se podía tener el operativo de 140 policías que pide el Coprosede se reprogramó para marzo, con fecha a confirmar.

Comentá la nota