"Hay una clara desidia en el control"

La salida de funcionamiento del sistema de refrigeración del Centro Judicial -tema que derivó en una asamblea de los trabajadores que tendrá lugar hoy desde las 7 de la mañana- puso en el tapete las carencias y anomalías en una nueva obra pública financiada en este caso por los gobiernos provincial y nacional: "Hay una clara desidia en el control por parte de Obras Públicas", disparó ayer el secretario general del Sindicato de Trabajadores Judiciales (SITRAJ), Guillermo Severio.

El gremialista hizo notar así las irregularidades que hay en la construcción, que estuvo a cargo de la firma Riva S.A. La millonaria inversión en el emprendimiento no impidió que se registraran notables anomalías. "Entre las situaciones irregulares, nos llama la atención la calidad de terminación. No se ha puesto empeño en el control por parte de Obras Públicas, porque hay cosas que no pueden ser", aseveró Severio en diálogo con El Diario.

Entre las fallas que han quedado en evidencia en menos de 90 días desde el momento en que el edificio fue entregado al Poder Judicial (y durante el mes de enero tuvo lugar la feria) se incluyen roturas de caños y fallas de bombas que derivaron en sendas inundaciones. Ahora se rompió el aire acondicionado, tal como informó El Diario. "Es imposible trabajar así", dicen los trabajadores del sector.

Severio transmitió ayer la esperanza de que haya una solución en las próximas horas, antes de que regresen las temperaturas propias del verano, porque hubo una reunión entre el representante de la empresa Riva S.A. y los integrantes del Superior Tribunal de Justicia. "Quedaron comprometidos a que habría alguna mejora en el sistema de refrigeración", dijo el gremialista.

Aclaró, además: "Por la naturaleza del edificio, no se puede funcionar de otra forma. Si no hay refrigeración y ventilación, y lo mismo sin calefacción, no puede funcionar porque es muy vulnerable a las condiciones climáticas. No es que pedimos condiciones de lujo para trabajar, es lo elemental".

El equipo de aire acondicionado "nunca anduvo, sólo cuatro días desde que se entregó el edificio. Y se supone que es nuevo. Lo que se rompió es un elemento, esto se venía anunciando porque perdía el líquido refrigerante. Yo lo vi personalmente, en la sala de máquinas. Llama la atención, porque hace un charco enorme", agregó Severio.

Más allá de ese episodio puntual, en la asamblea los trabajadores también analizarán las situaciones laboral y salarial que los mantuvieron movilizados durante el año pasado. "Teníamos un plan de lucha y esto se da dentro de ese plan, es algo más que se agrega. Ya dijimos que retomaremos las actividades y con eso también acentuaremos el plan de lucha".

Respecto de las fallas de terminación que se pueden advertir en el Centro Judicial, dijo que existen en el edificio de 24.000 metros cuadrados instalado en las avenidas Perón y Uruguay "situaciones irregulares: no puede ser que haya tantos cerámicos rotos... Es decir, puede haber algunos, es lógico, pero que cada cuatro cerámicos bien haya uno roto es llamativo. Hay muchas cuestiones de terminación".

Hizo referencia, en ese sentido, al edificio judicial que se inauguró en Victorica: "Al ser más chico es más fácil de apreciar. Ahí te das cuenta el rol de Obras Públicas: no sé por qué hay una desidia en el control de la obra, hay cosas que no se pueden aceptar", reiteró.

Comentá la nota