Ciurca hizo cambios para "oxigenar" su gestión.

A días de cumplir un año como ministro, decidió que Pariggi sea subsecretario de Seguridad y Caleri director general de Policías.
A una semana de cumplir un año como ministro de Seguridad, Carlos Ciurca dispuso cambios en la cúpula del ministerio que conduce con el objetivo de oxigenar su gestión. "Se trata de una adecuación de roles de acuerdo al perfil de cada uno, con un mayor protagonismo público", explicó el ministro.

En los cambios que diagramó Ciurca hay dos "ascensos" importantes: el de los comisarios Luis Pariggi, que será el nuevo subsecretario de Seguridad, y el Juan Carlos Caleri, que salta de la Dirección de Investigaciones a la Dirección General de Policías, el lugar que deja Pariggi.

La intención de Ciurca es aprovechar al máximo las facultades que los principales miembros de su gabinete han demostrado en estos 12 meses de gestión. Por eso el hasta ayer subsecretario de Seguridad, el comisario retirado Orlando Rosas, no dejará el ministerio, sino que será el nuevo coordinador de la cartera -un cargo que no existe en la actual estructura y que será creado- para aprovechar su buena ascendencia con los comisarios y toda la cúpula policial.

Rosas llegó hace un año al Ministerio de Seguridad cuando Ciurca se hizo cargo de la cartera tras la renuncia del demócrata Juan Carlos Aguinaga. Rosas llegó recomendando por el poderoso secretario general de la Gobernación, Alejandro Cazabán, quien fue ministro de Seguridad durante el gobierno de Arturo Lafalla (1998-1999).

En aquellos años, Cazabán y Rosas entablaron una relación fructífera cuando el segundo se encargó de llevar adelante la investigación policial del caso Bordón, en San Rafael.

El ascenso de Pariggi a la Subsecretaría de Seguridad es una medida política. El comisario tiene mucha experiencia en el manejo de la información y en el trato con los medios de comunicación. Ciurca quiere que se ocupe especialmente de diseñar políticas y comunicarlas "eficientemente". De esta manera se busca paliar una deficiencia que tiene el Ministerio, ya que todas las declaraciones recaían casi exclusivamente en Ciurca.

El ascenso de Caleri es el más destacado por los asesores de Ciurca. El ministro lo ha reconocido públicamente en varias oportunidades porque desde la Dirección de Investigaciones resolvió buena parte de los homicidios derivados de los asaltos y robos. Además, fue premiado por la DEA por el esclarecimiento de distintos casos vinculados al narcotráfico y es uno de los primeros licenciados en Seguridad Pública.

En este esquema, Pariggi ayudará a Ciurca a ponerle el cuerpo a los reclamos de la gente por la inseguridad, ya que el ministro ha debido enfrentar durante un año muchos momentos difíciles. "Pariggi tiene un buen manejo con los medios, cosa que Rosas no tenía", explicó un asesor de Ciurca.

Al frente de los operativos policiales estará Caleri. "No habrá superposición de roles. Será Caleri el que tenga las riendas de la fuerza", explicaron desde Seguridad para resaltar al nuevo hombre fuerte del Ministerio.

Anoche se conoció que a partir de hoy los funcionarios policiales comenzarán a ocupar sus nuevos cargos.

En fuentes allegadas al ministro se supo que para efectuar los cambios se efectuó un detallado análisis sobre el rol de cada uno de los hombres que desde hace un año lo acompañan.

Rosas, de acuerdo a trascendidos, fue un policía que el ministro comenzó a tratar recién días antes de su asunción, cuando Cazabán lo postuló para el cargo.

Con Pariggi tenía ya una relación de más años debido a que había sido el comisario de la seccional 16a de Las Heras, departamento del que es oriundo el ministro y donde milita políticamente.

También anoche se conoció que el actual titular de la Policía Científica, comisario general Alejandro Delgado, se hará cargo de la Dirección Investigaciones y el comisario José Vega reemplazará a Delgado en esas funciones técnicas.

Comentá la nota