Ciurca aclaró que el plan de emergencia no es la solución

A pesar de que el pasado 29 de octubre el ministro de Seguridad, Carlos Ciurca, solicitó a la Legislatura la extensión de la ley de emergencia en seguridad, ayer en reunión con los legisladores aseguró que esta norma no es la solución al problema de la inseguridad, y priorizó la capacitación y el entrenamiento de los efectivos.
En su reunión con los diputados, Ciurca minimizó la importancia del plan de emergencia en Seguridad, a pesar de que hasta hace unas semanas solicitaban desde el Ejecutivo que se extendiera el plazo, que vence en tres meses, hasta diciembre de 2009.

El motivo por el cual el Ejecutivo pidió esta extensión es que hasta el momento se utilizó un porcentaje pequeño del presupuesto, y aún no se logró agilizar la compra de recursos para mejorar el accionar de la Policía

De todos modos, Ciurca destacó que esta ley “es importante pero no es lo que hace a la seguridad”. En este sentido, el funcionario señaló que hay una serie de cambios a realizar de mayor importancia, que no requieren de la emergencia. Este es el caso del entrenamiento de los uniformados, la creación de dependencias de narcóticos en toda la provincia, la conformación de la brigada de explosivos y la creación de programas como el de asistencia a las víctimas, entre otras asignaturas pendientes que debe afrontar el Ministerio.

Utilización de los recursos

Ciurca indicó que con los recursos dispuestos por la ley, se compraron uniformes para el personal policial, camionetas 4x2 y 4x4, juegos de esposas, patrulleros, utilitarios y furgones para el personal de bomberos, además de chalecos antibalas cuya entrega aún no se completa, armamento y equipos informáticos.

Asimismo, hizo referencia a la puesta en marcha del sistema de comunicación Tetra y a la interconexión con los hospitales de la provincia, los centros de salud que atienden 24 horas y médicos del Servicio Coordinado de Emergencias, de tal forma de asegurar un desplazamiento más rápido “a través de la georeferencia del lugar donde se producen los hechos”.

Ante esta situación, el Senado decidió dar media sanción al proyecto, con una modificación: en lugar de los doce meses de prórroga que solicitaba el Ejecutivo, se aprobaron seis meses, extendiendo el plazo solo hasta agosto.

Ahora falta escuchar la voz de la Cámara baja, que la próxima semana deberá ratificar la decisión del Senado, o plantear cambios para darle continuidad a este recurso.

Comentá la nota