Cisjordania: Netanyahu busca congelar la construcción de asentamientos

El premier israelí propuso a su gabinete de seguridad frenar por 10 meses las construcciones. Sin embargo la iniciativa no incluye el cese en Jerusalén oriental, un reclamo palestino para reanudar las negociaciones.
El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu propuso hoy a su gabinete de seguridad el congelamiento de la construcción en los asentamientos judíos en Cisjordania por un período de 10 meses, con la intención de facilitar a los palestinos el retorno a la mesa de negociaciones.

La iniciativa habría sido acordada con el Presidente norteamericano Barack Obama en la entrevista que mantuviera con él Netanyahu semanas atrás y sobre cuyos resultados se guardó un halo de silencio de ambas partes.

La proclama de Netanyahu se produce en momentos en que el Presidente de la Autoridad Palestina finaliza una gira por Brasil, Argentina y Chile donde repitió las razones por las que no puede permitirse el retorno a la mesa de conversaciones con Israel hasta que no se congelen –aunque sea en forma temporaria – las construcciones en las colonias judías en la Cijosrdania y en Jerusalen Oriental que, según dijo, crean "hechos consumados" en los territorios palestinos. A este pesimismo se agrega la inminencia de la resolución del intercambio de prisioneros entre Israel y el HAMAS que habrá de reforzar a la organización fundamentalista islámica.

En esta situación Netanyahu pareciera tener un gesto de buena voluntad, pero limitado por sus posiciones ideológicas y sus limitaciones políticas como jefe de una coalición de mayoría derechista, que se niega a dar concesiones a los palestinos. El anuncio publicado por la Oficina del Premier, se informa que "como parte de los esfuerzos para empujar adelante las tratativas de paz con al Autoridad Palestina y promover los intereses más amplios de Israel, Netanyahyu solicitará al Gabinete de Seguridad la postergación temporaria de nuevos permisos de construcción y nuevos comienzos de construcción de viviendas en la Cisjordania por el término de 10 meses".

Allegados a Netanyahu seňalaron que el anuncio no habla de Jerusalén Oriental y tampoco se refiere a construcción de pública "para necesidades de crecimiento natural", lo que ya produjo el rechazo de Saeb Erekat, el encargado palestino de las negociaciones con Israel, quien puso hincapié en la decisión de seguir construyendo en Jerusalén Oriental, en territorios ilegalmente expropiados a palestinos.

Comentá la nota