Cinco millones para la pelea

Cinco millones para la pelea
El Ministerio de Agricultura giró más dinero para pequeños productores y ahondó las diferencias entre los dirigentes de la Mesa de Enlace.
La reunión entre el ministro de Agricultura y Federación Agraria sigue trayendo coletazos. Julián Domínguez confirmó ayer un nuevo aporte de cinco millones de pesos, esta vez, para los productores de La Pampa y, en los próximos días, hará un anuncio similar para la zona de Nueve de Julio, en el norte santafesino, tal cual había sucedido unos días antes con los de Stroeder, en el sur bonaerense. Entre tanto, el presidente de Confederación Intercooperativa Agropecuaria (Coninagro), Carlos Garetto, se propuso como mediador en la pelea entre Eduardo Buzzi y Mario Llambías. Y hoy mismo, en un almuerzo de camaradería, intentará acercar las posiciones.

"Si Llambías no afloja esto no se arregla. Y, dado el carácter de Llambías, es difícil que afloje. Buzzi está firme: va a seguir defendiendo la reunión y las urgencias de los socios de FAA", anticiparon ayer en Federación Agraria, donde además se seguía de cerca la discusión sobre la ley de arrendamientos que impulsa el oficialismo en la Cámara de Diputados. No es un detalle: si el proyecto llegara al recinto –cuando quiera que sea– va a generar un nuevo cortocircuito entre las entidades.

El presidente de CRA, entre tanto, estuvo ayer en Río Negro y La Pampa acompañado de Hugo Luis Biolcati, de Sociedad Rural. Y el lunes habían pasado por Stroeder. Con pequeñas variaciones, la gira de los ruralistas sigue la huella de los subsidios que consiguieron los federados y desataron un duelo picante en la última reunión de la Mesa de Enlace, en la Bolsa de Comercio de Rosario.

El ministro de Agricultura estuvo ayer en General Pico, La Pampa, para inaugurar un parque apícola, y de paso anunció la distribución de 5 millones de pesos a pequeños productores afectados por la sequía. "Tal como me lo encomendó la presidenta de la Nación, esta gestión estará siempre cerca de los pequeños y medianos productores", se jactó. En las próximas horas cumpliría con la promesa que aún le queda pendiente de la reunión con Buzzi, Alfredo De Angeli y chacareros de FAA: un subsidio para el partido de Nueve de Julio.

Carlos Garetto invitó a un almuerzo a sus ahora enemistados pares. A Buzzi le comentó por teléfono que se propuso mediar en la discusión que empezó la semana pasada y que contó Crítica de la Argentina. "Yo no tengo nada que explicar. A los que me atendieron el teléfono les conté. A los que no, lo siento, ya pasó. La reunión con el ministro Domínguez fue de improviso. Y sirvió para resolverles el problema a productores que no llegan a fin de mes. Vos, Mario, ¿me preguntaste si me parecía bien que hoy hables en un panel de un evento organizado por los exportadores, los tipos que nos están robando miles de millones de dólares hace tres años?", se enojó Buzzi. A lo que Llambías agregó:

"Mirá, Eduardo. Mis amigos todo el tiempo me preguntan: ‘¿No tenés miedo de que este tipo te cague?’. Yo antes les decía que no. Y ahora ya no puedo decir lo mismo".

Más allá del almuerzo para aflojar tensiones que propuso Garetto, los ruralistas tienen previsto volver a reunirse a discutir mañana jueves. Se proponen avanzar con los preparativos para hacer el acto el próximo 10 de diciembre.

Comentá la nota