Cinco meses después del anuncio, arranca el plan para renovar taxis

Había sido presentado en diciembre, con la promesa de poner a rodar 15.000 nuevos vehículos. La ANSeS financiará el 70% del automóvil hasta en 36 cuotas sin interés
Cinco meses después de que la presidenta Cristina Fernández anunciara un plan de renovación de taxis, el proyecto para reactivar la venta de automóviles con ese destino ve la luz. "En los próximos días empezará a lanzarse el sistema", dijo el titular de la Asociación de Propietarios de Taxis, Jorge Cella.

Tal como se informó en ese entonces, será la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSeS), fortalecida por los fondos provenientes del régimen de jubilación privada, la dependencia pública que financiará la adquisición de los vehículos. Según dijo Cella a radio El Mundo, el organismo cubrirá hasta el 70% del valor del automóvil con un crédito que tendrá la forma de un plan de ahorro: se actualizará trimestralmente la cuota según el valor del automóvil. Ese dinero podrá saldarse en hasta 36 cuotas sin interés.

El propietario deberá integrar el 30% del valor del auto en efectivo o hasta en 12 cuotas que también se irán actualizando como cualquier plan de ahorro. Luego, podrá sacar el auto y financiar el resto de su precio con el fondeo público, a través de las terminales.

"El 30 de marzo firmamos en la ANSeS un convenio con todas las terminales para poner en funcionamiento este sistema", dijo Cella, quien justificó la tardanza: "Demandó un largo proceso porque tenían que ponerse de acuerdo las terminales automotrices, la ANSeS, el Gobierno y las sociedades que representamos a los taxistas".

Los propietarios de taxis estiman que con el plan podrán renovarse unos 1.000 vehículos en el interior del país y entre 2.000 y 2.500 en la Capital.

Cella dio detalles de la operatoria: "Las entidades que representamos a los taxistas vamos a armar las carpetas de aquellos que quieran renovar sus unidades con todos los datos. En la documentación se incluye la acreditación de que el taxista tiene una licencia hace por lo menos un año de la Ciudad o de la intendencia que corresponda porque esto es a nivel nacional. También hay que entregar constancias del pago de monotributo y la documentación que se pide para cualquier tipo de crédito", contó.

"El plan es conveniente y es muy bueno, sobre todo para los taxistas del interior del país que no tienen ningún tipo de crédito ni subvención de ninguna naturaleza. Esperemos que se ponga en funcionamiento porque el anuncio (oficial) fue en enero (en realidad, fue el 12 de diciembre de 2008), y ya estamos en abril", dijo Cella.

Los modelos que las terminales pusieron a disposición de los taxistas que quieran renovar el auto con un crédito blando son el Logan Basic y el Kangoo, de Renault; el Siena, de Fiat; el Corsa Classic, el Corsa Wagoon y el Astra, de General Motors; el Suran, de Volkswagen; el utilitario Partner, de Peugeot; el Berlingo, de Citroen; y el Focus y el Fiesta Max, de Ford.

Comentá la nota