LOS CINCO DETENIDOS SERAN INDAGADOS HOY POR LA JUSTICIA FEDERAL La izquierda dura intervino en el salvaje ataque al acto por Israel

LOS CINCO DETENIDOS SERAN INDAGADOS HOY POR LA JUSTICIA FEDERAL La izquierda dura intervino en el salvaje ataque al acto por Israel
No son partidos reconocidos, sino grupos piqueteros con historial violento.
Los cinco detenidos por los incidentes registrados el domingo, durante un acto por un nuevo aniversario de la creación del Estado de Israel, permanecieron ayer encarcelados y hoy serán indagados por el juez federal Claudio Bonadio.

Los detenidos --que a través de sus representantes dieron otra versión de los hechos-- tienen fuertes vínculos con la organización Quebracho, o al menos algunos de ellos. De hecho se trataría de un desprendimiento de ese grupo, Resistencia Lautaro, que se integró al Frente de Acción Revolucionaria (FAR) (Ver página 9).

Uno de los detenidos, Leonardo del Grosso, fue absuelto hace seis años en un juicio oral que se le siguió a miembros de Quebracho por presunta "incitación a la violencia" en diversas marchas realizadas a finales de la década del 90. El inicio de ese juicio tuvo la protesta más violenta que se recuerde en los tribunales federales de Comodoro Py, con autos destrozados e incendiados. Luego de ello se les secuestraron varias armas a supuestos miembros de esa agrupación.

Además, Del Grosso "tuvo varias acciones ligadas al antisemitismo en concentraciones frente a la Embajada de Israel" en repudio a la situación en la Franja de Gaza, según dijo ayer el ministro de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos, Aníbal Fernández. Las marchas fueron a principio de año, durante el último enfrentamiento armado entre Israel y Palestina.

El ataque del domingo fue repudiado tanto por el Gobierno como por la oposición, aunque desde el oficialismo --en boca del ministro de Justicia-- se negó la existencia de un "brote antisemita".

"Esto puede ser preocupante. Espero que sea una cosa aislada de grupos pequeños", sostuvo el director del Departamento de América latina de la Cancillería israelí, Alexander Zvi. El diplomático israelí pidió "severidad" en el castigo a los detenidos para "prevenir en el futuro actos semejantes".

El abogado y un líder de los detenidos --Martín Alderete y Roberto Martino-- contaron otra versión de los hechos. Dijeron que ellos se defendieron de una agresión de custodios de la Embajada de Israel y de miembros de la Organización Sionista Argentina (OSA). Martino integra el movimiento piquetero Teresa Rodríguez (MTR), algunos de cuyos miembros integran también el Frente de Acción Revolucionaria (FAR) al que se integró el Movimiento Nueva Democracia.

Sin embargo, testigos de los hechos, entre ellos el embajador israelí, Daniel Gazit, y fuentes policiales aseguraron que los incidentes fueron iniciados por el grupo de entre quince y veinte personas que integraban los detenidos y que salió de la boca del subterráneo dispuesto a la agresión. El saldo fue de tres heridos leves.

Poco más de un centenar de personas (varias mujeres y niños) reclamó ayer frente a los tribunales federales la liberación de los detenidos. Llevaban diversas pancartas y banderas de FAR. La sigla recuerda a las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR), una de los grupos armados de los años 70.

Los otros cuatro detenidos fueron identificados por fuentes de la investigación como Viviana Segovia, Damián Vekelo, Daniel Tenzano y Osvaldo Vázquez. La mayoría vive en Florencio Varela, según dijeron las fuentes.

En principio se los acusará de lesiones, atentado y resistencia a la autoridad, violación a la ley antidiscriminatoria e intimidación pública. El defensor ya pidió sus excarcelaciones pero esto sería resuelto luego de las indagatorias.

Comentá la nota