A cinco años del sismo, la Nación incumplió con ayuda financiera

La falta de asistencia de la Nación a Catamarca en momentos de emergencia no es algo nuevo. Los desplantes vienen de vieja data.
Hoy se cumplen cinco años del sismo que marcó una intensidad de 6,5 en la escala de Ritcher. El movimiento telúrico que sacudió a los catamarqueños derivó algunos meses después en la ley Nº 26.013 a través de la cual el Congreso Nacional declaró el estado de emergencia y situación de catástrofe por el sismo del 7 de septiembre de 2004.

Pero el Gobierno nacional, conducido en ese entonces por el presidente Néstor Kirchner, incumplió con la ayuda financiera a Catamarca. Es que se debía crear un fondo especial por $111.500.000 para: otorgar subsidios y créditos para la reconstrucción de la estructura edilicia pública del Estado nacional, provincial y municipal afectada; para la construcción y reparación de viviendas de la población afectada; para reconstrucción y reparación que permita la normalización de los servicios públicos; y para la refuncionalización de actividades económicas que se hayan visto afectadas.

Los más de $100 millones del fondo especial no respondían a una cifra antojadiza, sino que el por aquellos días ministro del Interior y hoy jefe de Gabinete de Ministros, Aníbal Fernández, visitó la provincia en medio de un relevamiento primario de los daños causados por el sismo. De ahí que los senadores nacionales Marita Colombo, Oscar Castillo y Ramón Saadi suscribieron el proyecto de ley para que se declare la emergencia y situación de catástrofe.

El informe, que no contenía aún datos definitivos, dio cuenta de la afectación de: 250

Escuelas; 47 edificios públicos; y 20 iglesias con daños severos. Y en los departamentos Capital, Capayán, Valle Viejo, Fray Mamerto Esquiú, Pomán y Andalgalá, por lo menos más de 1000 viviendas sufrieron daños que las dejaron no habitables.

Finalmente, el 16 de diciembre de 2004 el Congreso Nacional aprobó la ley 26.013. Y quedó promulgada, por vencimiento de los plazos, el 10 de enero de 2005. Es que el entonces presidente Kirchner nunca la promulgó. Y el ahora gobernador de Chaco, Jorge Capitanich, fue el mentor de trabar el envío de fondos, sujeto a un convenio Nación-Provincia que nunca se rubricó.

Comentá la nota