Cierres en Córdoba con cruces de vaticinios

Hay encuestas para todos los gustos. Juez confió en su triunfo y se quejó del "obsceno" gasto de sus rivales. Mondino y Schiaretti se definieron como representantes del "auténtico" peronismo. Mestre dijo que son los únicos "serios y coherentes".
Los principales candidatos a legisladores nacionales por Córdoba cerraron ayer sus campañas (la veda rige hoy desde las 8), con una danza de vaticinios sobre el resultado del domingo.

Ayer circularon encuestas para todos los gustos, que van desde las que mantienen una ventaja de entre 6 y 10 por puntos para Luis Juez hasta las que auguran un resultado cerrado entre el líder del Frente Cívico, el radical Ramón Mestre y el justicialista Eduardo Mondino.

En el puente. A tono con el despliegue general de no demasiados gastos, que caracterizó su campaña, el Frente Cívico cerró ayer su tarea proselitista con una movilización de militantes en una decena de puentes a lo largo del Río Suquía, en la ciudad de Córdoba.

La actividad central tuvo lugar en el puente Centenario donde se congregaron los candidatos a senadores Luis Juez y Norma Morandini. Hubo fuegos artificiales, suelta de globos y reparto de votos, pero ningún discurso formal de cierre.

Juez (con fuerte estado gripal a cuestas) reiteró que ganará pese "al obsceno despliegue de recursos que hizo el Estado nacional, provincial y municipal gastando millones de pesos en publicidad". Respecto a la "municipalización" de la campaña, con eje en su gestión como intendente de Córdoba, dijo que se trató de "una picardía" de Daniel Giacomino, pero que "le salió mal", porque "los cordobeses se dieron cuenta de la maniobra". Respecto a que habría un empate técnico. "¿Empate técnico? Al fútbol podemos empatar. Vamos a ganar por 12 puntos", vaticinó.

En el barrio. Unión por Córdoba cerró anoche la campaña con un acto en la sede social del club Bella Vista. El gobernador Juan Schiaretti y el candidato a senador nacional, Eduardo Mondino, fueron los únicos oradores.

Ante un salón colmado, Schiaretti pidió el voto para los candidatos de Unión por Córdoba, que "hablan poco y hacen mucho", dijo en referencia directa al candidato del Frente Cívico, Luis Juez.

Por su parte, Mondino centró su discurso en atacar a Juez y resaltar que Unión por Córdoba es la "única lista peronista", para marcar diferencias con el kirchnerismo.

Mondino culpó al ex intendente de la crisis del municipio capitalino y se presentó como quien abrió el camino para la solución del conflicto. "Si quisiéramos sacar réditos electoral hubiéramos dejado que se incendiara la ciudad. Sin embargo, logramos apagar el caos".

En la plaza. En sus últimos mensajes, los candidatos radicales se plantearon como la única alternativa opositora en Córdoba.

El candidato a senador Ramón Mestre encabezó una cena en Colonia Caroya. Sostuvo que el radicalismo demostró que es la fuerza que defiende los intereses de Córdoba y que es la "única alternativa opositora, seria y coherente".

En la Capital, Mestre participó en actividades junto a militantes en la Plaza de la Intendencia. Destacó que ese sitio es un símbolo porque está frente a la Municipalidad, donde los radicales "hicieron tan buenas gestiones entre 1983 y 1999" y donde "hace una década hay malas gestiones". El candidato exhortó a los militantes a "cuidar la urnas el domingo". "Vamos a dar la sorpresa y el juecismo y el PJ no están acostumbrados a perder", advirtió.

Por su parte, el primer candidato a diputado nacional Oscar Aguad subrayó en Villa María que el radicalismo es la fuerza que defiende la inversión, el trabajo y el salario.

En su pago. El Frente para la Victoria, con el primer candidato a senador, Eduardo Accastello, a la cabeza, cerró ayer su campaña de cara a las urnas del domingo con una caravana que transcurrió entre Villa María y la vecina Villa Nueva. Los organizadores de la movida K estimaron una participación de 300 vehículos por los barrios de Villa María, de donde Accastello es intendente.

El postulante al Senado instó a los vecinos a cumplir con el deber cívico el domingo y denunció: "Hemos sufrido permanentemente agresiones en esta campaña; hasta agresiones publicitarias por parte del oficialismo. Ahora sufrimos una nueva agresión por la alteración de nuestros votos".

En tanto, el Frente Es Posible cerró en La Carlota, con Javier Pretto y César Albrisi, quienes pidieron "llevar los sueños del interior" al Congreso.

Por otra parte, Rodolfo Eiben, candidato a diputado por el Partido Demócrata, pidió a "los jóvenes tienen empezar a cambiar la historia.

Raúl Gómez, del MST-Nueva Izquierda, vaticinó un crecimiento de esa fuerza.

Comentá la nota