"El ciclo kirchnerista no acabó: creo que Kirchner va a tratar de repetir"

Con bloque propio en el Senado, el ex gobernador dice que quien gane en octubre "preclasificará" para la presidencial y se incluye en la carrera. Volvió a defender al campo y a tomar distancia del Gobierno. También se diferenció de Macri y Solá.
Cómo impacta el conflicto del Gobierno con el campo en la situación política de Santa Fe?

Debemos partir de la base de que en las elecciones de octubre de 2007, en Santa Fe, ganó Cristina. Y en donde más ganó fue en los pueblos agrícolas. No era malo el estado de ánimo del campo hacia el Gobierno.

¿Ahora como es el ánimo?

Contra el Gobierno nacional y con lo que algunos representamos en la provincia de Santa Fe el ánimo evidentemente no es bueno.

¿Es una mochila presentarse como kirchnerista en Santa Fe?

No quiero personificar, si éste o el otro. Transmito lo que veo en Santa Fe. Y la gente te crea una situación complicada. Yo convivo con ellos. voy al pueblo, compro pan, voy a arreglar mi cosechadora. Me los encuentro a ellos, que las manos más chicas que tienen es del tamaño de un martillo. Te miran y te dicen: '¿Y?'.

¿Sus colegas en el Senado tienen situaciones parecidas?

Cada uno tiene su propia realidad. Algunos representan provincias que no tienen soja.

¿Qué pasó con Rubén Marín que votó contra las retenciones y le dieron la Vicepresidencia?

Son casos personales.

¿Hermes Binner se manejó bien?

Fue un poco ambiguo. En un principio hizo declaraciones donde estaba de acuerdo con las retenciones. Después se puso al frente de la protesta.

¿Y en el manejo de la provincia?

Hay más de 2 mil millones de pesos en caja. La gestión que le entrega el gobernador anterior es recontra sólida.

Se dice que usted dice que es un tiempista de la política...

Jejé.

¿Las próximas elecciones son una clasificación para la carrera?

¿Para la grande? Diríamos que uno tiene realidades diferentes en cada provincia. El que sale con un resultado favorable tiene un pergamino para venir el domingo a la noche y decir: 'Mirá, acá está'. Y alguno va a decir: 'Mirá, esto no lo puedo traer', porque el resultado es al revés. El vestuario ganador es donde la gente está contenta. Es una pre-clasificación para el 2011. Pero no es determinante. Primero, que falta mucho para la del 2009, ni hablar del 2011.

¿Para que se postule qué condiciones se tienen que dar?

Es una decisión del justicialismo de Santa Fe. Hay un partido constituido. No sé si lo hablarán con la Casa Rosada, serán independientes, y observarán que no somos tampoco más gobierno, que se perdió la provincia. La lógica indica que si alguien viene en caída tiene que tener mucha precaución con lo que va a hacer.

¿Si gana en octubre será candidato a presidente?

Si es que soy candidato en octubre, tener buen resultado te pone en la grilla. La grilla del partido que le gusta a todos los argentinos. Yo creo que en el fondo hay 38 millones de argentinos que quieren ser presidente, y 38 millones de argentinos que queremos ser director técnico de la Selección. A mí me preguntan: '¿Vas a ser presidente?. Yo digo al revés: Primero voy a ser candidato

Macri declaró hace poco que el ciclo kirchnerista está concluido. ¿Está de acuerdo?

Para nada. Yo no creo que el ciclo kirchnerista esté concluido. Y no descarto que trate de repetir.Kirchner es un luchador, sabe que las elecciones legislativas, no sé si son determinantes, pero son importantísimas. y me parece que en el fuero íntimo, conociéndolo -yo lo conozco bastante-, sabe que no puede perder.

¿Habla con él ahora?

(risas) Estos días, no. Debe estar enojado. Pero hace un tiempo hablamos del campo y me dice: 'Lole, dejá, ustedes están mejor que con el 1 a 1'. Era un gran defensor del federalismo. Daba la vida por su provincia. Ni hablar de Cristina. Estuve diez años sentado banca de por medio con ella y he visto anécdotas espectaculares de Cristina, como aquella donde se produce el quiebre con el oficialismo, y para mí es un recuerdo de Cristina increíble, cuando ella se levanta y dice: 'Yo no soy la recluta Fernández'.

¿Ahora usted dijo 'Yo no soy el recluta Reutemann'?

No, lo cuento como anécdota.

¿Y ahora ella pide subordinación y valor?.

Somos todos grandes... Cada uno tiene una realidad diferente. En Santa Fe vas con turbulencia. Cumulus nimbus, rayos, tormentas, y a ver cómo la pasás.

¿Antes Kirchner era un gran federalista y ahora es unitario?

No digo que es unitario, pero los números demuestran que la co-participación hacia las provincias ha ido decayendo en los últimos años, de cuarenta y pico que estaba, ahora está en treinta y pico.

Después de rechazarle la cadidatura a presidente en el 2002, ¿Cómo es su relación con Duhalde?

La relación se fue deteriorando. De vez en cuando la Chiche me tira algunos dardos. Ni hablamos.

¿Por qué?

Yo creo que aquel 'no' a Duhalde dejó una pérdida de algo. Pero cuando yo fui a Olivos, Duhalde saca el tema de la presidencia y le digo 'no'. De entrada. Yo no soy dudoso, dubitativo, enigmático, ni Fernando de la Duda. Después está la famosa amenaza de que fueron al aeropuerto, a los hangares de la Gobernación y me mostraron un documento privado de situación complicada Si hay algo para mostrar, que vengan y muestren. No hay nada.

¿Usted se entrevistó una vez con Mauricio Macri y le dijo 'Si voy yo, sos mi jefe de Gabinete'?

Yo conozco a los Macri de hace tiempo, por la industria automotriz. Entonces se produce una reunión en la casa de Mauricio. Habremos charlado dos horas. Mauricio tenía la fundación con De Narváez y expone su visión de la Argentina, todo muy bien armado. Era el momento que se decía que yo podía ser candidato. Una persona que te presenta biblioratos con un estudio de Argentina, era interesante. No era para agarrar y tirarlo por la ventana.

A fin de año dijo que esta vez sí piensa en la candidatura presidencial ¿Lo enfrentaría a Kirchner?

En el fuero íntimo él lo debe estar pensando. Es el presidente del partido y no sé cual será la estrategia. Duhalde hizo un neo-lema, Nadie sabe las reglas. ¿Será unidad? ¿Será interna abierta?

¿Carrió lo invitó a pasarse a la oposición?

No. Carrió tira flores porque tenemos buena relación, pero. veo difícil que yo del peronismo vaya a Coalición Cívica y Carrió venga al PJ. Ella es un fighter. La respeto y admiro por lo fighter que es. Una luchadora.

¿Y Macri qué es?

Y tiene su carisma. Cuando uno tiene buena onda, no sé si es de izquierda, derecha, de abajo. Tiene una carta de presentación exitosa con Boca. Ahora él tiene que gestionar, arreglar los baches, la luz, los árboles, la inundación, los hospitales, las escuelas, los accesos... La gente tiene que ver.

Algunos dicen que el próximo turno es de los moderados ¿Se ve como rival de Cobos o Macri?

Escucho que la gente quiere que le hablen más tranquilo, pero es un país muy cambiante. A lo mejor las decisiones de De la Rúa, qué sé yo, favoreció el estilo de Néstor Kirchner. Vieron una figura presidencial fuertísima, y... impactó. Una encuesta en Santa Fe lo da bien como candidato.

¿Qué piensa de la relación conflictiva de Cobos con el Gobierno?

Institucionalmente no es bueno. Hay que escuchar los argumentos del Gobierno del que formó parte y el vice tiene que acompañar lo que dicen arriba. Cuando se armó la Concertación Plural se tendría que haber evaluado esa situación. Ahora, Cobos da bien en las encuestas. No sé quien las hace, pero aparece siempre alto.

Macri se está acercando al peronismo vía Felipe Sola ¿Puede haber una convergencia?

No es lo que yo evalúo. Macri y De Narváez vuelven a juntarse después de haber estado en la fundación aquella. Sorpresivamente se le añade Felipe. Lo de Felipe es diferente, porque fue candidato a diputado de Cristina. Tiene mucha gente que lo sigue, pero se ve como un armado rapidísimo. No me veo en esa construcción.

¿La crítica que le hace al Gobierno es solo por el conflicto del campo'

Yo represento a la gente que me eligió. Yo vivo en Santa Fe, no vivo en Park Avenue. Tengo el ciento por ciento de conocimiento en Santa Fe. Kirchner defendía a capa y espada el petróleo de su provincia. La soja para mí es como el petróleo para Kirchner.

¿Que discuta de política con Kirchner y no con Cristina prueba la existencia de un doble comando?

El presidente del PJ es Kirchner. De cosas del Gobierno no hablé nunca. Una vez me consultó por el campo. Me dijo: 'Están mejor que con el uno a uno'. Fue la respuesta. Terminado. ¿Y con quién voy a hablar de política de Santa Fe? No creo que se hayan sorprendido con mi decisión. No me parece una equivocación defender los intereses de mi provincia.

Comentá la nota