Cerraron campañas y rige la veda

Con actos y caminatas, los candidatos jugaron las últimas cartas proselitistas. Fuerte advertencia de la Justicia electoral
Néstor Kirchner volvió ayer a cuestionar con dureza al vicepresidente Julio Cobos y a los miembros de Unión-PRO al cerrar la campaña oficialista en La Matanza, donde puso como eje de su discurso al rol del Estado.

Gabriela Michetti y Francisco de Narváez cerraron juntos la campaña electoral de Unión PRO en un club vecinal porteño, con críticas a las agresiones denunciadas por dirigentes de Unión PRO y nuevas declaraciones sobre la necesidad de evitar un fraude el domingo.

Con una charla informal, los candidatos del Acuerdo Cívico y Social clausuraron su campaña electoral y Elisa Carrió les pidió a sus votantes que "no se preocupen" por si entrará o no al Congreso, al asegurar que es "la persona con mayor autoridad política de la Nación".

La Cámara Nacional Electoral cuestionó que "los poderes políticos" no hayan "atendido" sus pedidos para implementar de medidas que permitan mejorar la organización de los comicios y recordó que el escrutinio provisorio estará a cargo del Ministerio del Interior.

Comentá la nota