Centros económicos se reunieron en Las Rosas y resolvieron iniciar medidas de fuerza

Asistieron a la reunión representantes comerciales, industriales y gubernamentales de nuestra provincia y de Córdoba.
En una multitudinaria reunión realizada en la sala del teatro de la Asociación Italiana de la ciudad de Las Rosas, centros industriales de las provincias de Córdoba y Santa Fe acordaron iniciar medidas de fuerza ante la grave crisis que atraviesan las actividades de la industria de la maquinaria agrícola, la metalúrgica, la autopartista, el agro, el comercio, los servicios, la ganadería y toda la población.

El encuentro, que unió a casi 400 representantes de distintos sectores de las comunidades, fue organizado por empresarios locales que están trabajando en la conformación del Centro Industrial Las Rosas.

El evento contó con la presencia de representantes de centros industriales y económicos de Armstrong, Tortugas, Casilda, Carlos Pellegrini, Marcos Juárez, San José de la Esquina, Pérez, Cañada de Gómez, Morteros, Carcaraña y Las Varillas, entre otros, como así también el titular del grupo de empresas de Las Parejas, Mirko D’Ascanio y Pablo Orsolini, vice 1ro. de Federación Agraria.

Entre las autoridades políticas, además del ministro de la Producción de Santa Fe, Juan José Bertero y el secretario del Sistema Metalmecánico, Químico, Automoción y otras Manufacturas santafesino, Juan Carlos Valdano, estuvieron intendentes, presidentes comunales y secretarios municipales de Firmat, Las Rosas, Armstrong, San Jorge, Carlos Pellegrini, Las Varillas y Chabás.

La reunión tuvo como fin el armado y ejecución de planes de acción que permitan lograr resultados concretos para las diversas actividades económicas, y que a partir de ellas puedan conservarse las fuentes de trabajo en un marco de paz social.

Durante su curso se escucharon palabras de Ponzio, del ministro Bertero, de Miguel Solís (UOM Las Parejas), y luego la participación de una veintena de concurrentes que dejaron sus opiniones.

Sobre el final, la mesa organizadora puso a consideración la propuesta local que recibió una votación afirmativa. Por tal motivo y para trabajar en ese aspecto, el próximo jueves los centros industriales que avalaron la medida redactarán el documento que será elevado a autoridades provinciales y nacionales, además de elegir los puntos neurálgicos donde se movilizarán el 24 de febrero, de 10 a 20 horas.

Fue el jefe del poder ejecutivo rosense, Raúl Ponzio, quien dio inicio a la reunión con palabras de bienvenida y dejó conceptos de felicitación a los empresarios de Las Rosas por la formación de su centro industrial. De igual modo, recordó como meses atrás la región se enorgullecía por tener “desocupación cero” y tras explicar cómo están compuestas estas fábricas y comercios de poblaciones del interior, finalizó apoyando la medida que se tomara minutos después porque “siempre es preferible morir de pie, y no vivir de rodillas”.

Seguidamente fue Víctor Elías, gerente de la firma Plá e integrante de la comisión organizadora, quien explicó la metodología que tendría la asamblea, sin dejar de comentar que “esto no es un plan de lucha, no queremos confrontar, no queremos tonos políticos a las palabras” y advirtió que si no se toman urgentes medidas “después de esto viene el desastre”.

A su turno, Bertero habló sobre tres ejes, la reunión que Hermes Binner mantuvo con la presidenta Cristina Kirchner, las acciones que está llevando adelante su administración y la proximidad de la feria internacional Expoagro. Para ello citó declaraciones del propio gobernador cuando salió de esa audiencia: “se ha generado un canal de diálogo y no es poco”.

Seguidamente, enumeró los cinco puntos que la provincia elevó al gobierno nacional y la negativa que encontraron al tocar el tema retenciones agropecuarias, siempre y cuando nos se acerque una idea de cómo recuperar recaudación caída por el no cobro de ese canon. A partir de esa respuesta fue que todo el gabinete provincial se encuentra trabajando para presentar un proyecto, dando importancia a la cadena de valor láctea, cárnica y cerealera.

Sobre la exposición que tendrá lugar del 4 al 7 de marzo en Theobald, el ministro sostuvo que Expoagro debe verse “como una casa de oportunidades”, sabiendo que muchos industriales desistirían de participar por las bajas expectativas de ventas.

Promediando la reunión, Miguel Solís habló en representación de los obreros, lo que culminó con una prolongada ovación: “Los trabajadores queremos trabajo, no queremos limosnas, no queremos bonos”, fueron sus palabras.

Comentá la nota