Cayó un 11% la transferencia de recursos a las comunas.

La crisis ya se preanunciaba en el último semestre de 2008. A pesar de las advertencias que se hicieron desde el Gobierno y desde la Comisión de Participación, los intendentes no implementaron medidas de ajuste y ahora deben actuar sobre la coyuntura.
La transferencia de recursos coparticipables a las comunas registró una caída general del once por ciento en apenas cuatro meses, en coincidencia con los primeros efectos en el país de la crisis financiera internacional y la merma en la recaudación impositiva a nivel nacional.

La disminución en las remesas puso en jaque a los intendentes, quienes por la coyuntura se están viendo obligados a implementar medidas de ajuste, que incluyen la disminución de sueldos de funcionarios, la paralización de obras y, en los casos más graves, la suspensión de personal. Sin embargo, las luces de advertencia ya se habían encendido varios meses atrás, sin que los jefes comunales hayan implementando antes medidas de previsión.

Ahora enfrentan una crisis sin precedentes, que podría dejarlos sin poder pagar los sueldos.

De acuerdo a información que maneja la Subsecretaría de Asuntos Municipales del Gobierno provincial, octubre fue el último mes en el que la recaudación se mantuvo en niveles "buenos". Ese mes se distribuyeron entre las 36 comunas de la provincia un total de 34 millones de pesos. Los dos meses siguientes, la cifra cayó a 31 millones, teniendo un leve repunte estacional en diciembre, para finalizar en febrero en 30 millones, uno de los números más bajos en mucho tiempo.

Esta reducción de cuatro millones de pesos en apenas cuatro meses, puso en jaque a la mayoría de los municipios, especialmente aquéllos que gastan más del 70 por ciento en los salarios de sus agentes.

Para una docena de las comunas, con un alto compromiso de ingresos en sueldos, a la merma en la coparticipación se sumó la reducción en la ayuda extra que recibían, por una decisión de la Comisión de Participación Municipal de preservar dinero en el Fondo de Emergencia.

En el último mes, las comunas con más problemas en sus finanzas tuvieron una poda de hasta el 40% en la ayuda de emergencia.

En este contexto, tanto el Gobierno como la entidad que conforman las comunas dijeron que no habrá apoyo a los municipios con problemas.

Advertencias

Tanto el subsecretario de Asuntos Municipales, Miguel Vázquez Sastre, como la directora de Relaciones Municipales, Ramona del Valle Figueroa, venían advirtiendo a los intendentes sobre el crítico panorama que se avecinaba. En función de los datos de la coparticipación, y la caída mes a mes, pidieron que ajustaran las cuentas.

A fin del año pasado, la funcionaria realizó un trabajo que incluyó una proyección de lo que se esperaba para este año, y pidió a los jefes comunales "racionalidad" en las cuentas.

En ese momento, sugirió que cada intendente podía implementar medidas para controlar el gasto, como el congelamiento de vacantes y la suspensión de nuevos contratos, además de buscar la manera de mejorar la recaudación de tasas.

La mayoría de los intendentes, sin embargo, hizo caso omiso a la sugerencia, y recién ahora, cuando la merma en los ingresos es manifiesta y parece acentuarse, comenzaron a tomar acciones drásticas para bajar sus costos.

Figueroa llegó a cuestionar que algunos jefes comunales no actualizaran, por caso, el censo de automóviles de cada jurisdicción, de manera que aumenten lo que recaudan por el impuesto automotor, que se liquida por fuera de los otros impuestos coparticipables.

Es que este impuesto se abona en función del número de vehículos registrados en cada comuna. El monto no es nada despreciable: San Fernando del Valle logra un millón de pesos mensuales por este concepto, pero otros distritos, que no tienen actualizado el padrón a pesar de haber incrementado el parque automotor en los últimos años, cobran montos ínfimos, como San Fernando (14 pesos) o Las Juntas (800 pesos).

"No costaría nada realizar un censo de vehículos, para luego denunciarlos y poder cobrar más por el impuesto a los automotores. Ésa es una medida sencilla que, sin embargo, no la ponen en práctica", dijo la titular de Relaciones Municipales.

Desde la Comisión de Participación también habían mencionado la "necesidad" de controlar las erogaciones, ante la falta de recursos.

Evolución

Agosto: 34.841.233

Septiembre: 32.981.615

Octubre: 34.269.470

Noviembre: 31.527.024

Diciembre: 31.508.859

Enero: 32.171.358

Febrero: 30.525.723

* Datos de las transferencias mensuales a las comunas, en pesos. Incluye impuestos nacionales y provinciales.

Comentá la nota