Cavallo apoyó la estrategia de Boudou y le pidió a Kirchner que no lo frene

Cavallo apoyó la estrategia de Boudou y le pidió a Kirchner que no lo frene
Afirmó que Cristina Fernández se mueve a contramano de los deseos de Néstor. Y le recomendó confiar en la profesionalidad del ministro y del presidente del BCRA
Lo que comenzó como una sucesión de anécdotas palaciegas de sus tiempos de ministro de Carlos Menem y Fernando De la Rúa y una abroquelada defensa de sus decisiones más polémicas y las consecuencias que acarrearon finalizó con críticas muy duras al Gobierno kirchnerista, al que comparó con el final de la gestión de Raúl Alfonsín. Pero Domingo Cavallo, siempre escuchado como referente económico y político, vio en la decisión del actual ministro de Economía, Amado Boudou, de normalizar las relaciones con el mundo una "muestra de sensatez" y pidió al ex presidente Néstor Kirchner que no la coarte.

Ante un auditorio repleto de alumnos y profesores de la Universidad Torcuato Di Tella (UTDT), el ex canciller y ministro de Economía recordó sus tiempos de funcionario, negó que las políticas de convertibilidad que impulsó en los noventa hayan producido el desempleo de aquella década y repitió que tenía un plan para escapar de la crisis de 2001 sin devaluar ni declarar la cesación de pagos, antes de tener que abandonar el gobierno de la Alianza un día antes de la renuncia de De la Rúa.

Y luego, sobre el final de las dos horas de charla, se metió en la actualidad. Consultado por los periodistas, Cavallo defendió la gestión de Amado Boudou al frente de Economía. Consideró que los avances en las negociaciones con el FMI en Estambul y el intento de rubricar un acuerdo con los tenedores de bonos en default son "ingredientes de sensatez a los que está apostando el equipo económico". Y agregó: "Espero que Néstor Kirchner no lo obligue al ministro de Economía a desdecirse de sus declaraciones, que han sido sensatas, y confíe en la profesionalidad del ministro y del presidente del Banco Central (Martín Redrado)".

Cavallo consideró que la declaración que firmó Cristina en Pittsburgh, en la reunión del G-20, "dice que el FMI debe tener un rol como supervisor" y que eso está contemplado en el artículo IV de la carta orgánica del Fondo, por lo que la Argentina debería permitir la misión del organismo y soportar las eventuales críticas. "La de la Presidenta fue una posición sensata, aunque todas las decisiones de Néstor Kirchner fueron en sentido opuesto. Por eso, debe dejar al ministro de Economía seguir con el proceso de normalización de la relación con el mundo", recomendó.

Luego de comparar la forma en que Brasil progresó en el último lustro mientras la Argentina "rompió las reglas de juego", el ex ministro fustigó al kirchnerismo. "La Argentina, a pesar de que creció, aparentemente, en el período kirchnerista, está en una muy mala situación. La economía está casi tan desorganizada como la de los 80", dijo, aunque sin hiperinflación "aún". Y arriesgó: "Se va a necesitar un gobierno reorganizador de la economía y la sociedad". Para Cavallo, "este Gobierno no inspira ninguna confianza y si hace anuncios correcto, ya nadie les cree".

Al respecto, consideró que el kirchnerismo no tendrá chances en 2011 y postuló sus presidenciables. "Sería bueno que se forme un frente entre el peronismo disidente y el Pro con (Carlos) Reutemann como candidato. Y lo mismo con el radicalismo, el socialismo y la Coalición Cívica; ojalá puedan unirse y llevar a un candidato como Julio Cobos".

Comentá la nota