Causa por enriquecimiento de Juez, sin novedades

El funcionario judicial dijo que, a la fecha, no había encontrado elementos probatorios de la denuncia formulada en 2007 por Jorge León. Advirtió que el artículo 278 (2) habla de "enriquecimiento apreciable".
Hugo Amayusco dijo ayer a este diario que en su Fiscalía se sigue investigando la denuncia contra Luis Juez por enriquecimiento ilícito que presentara hace dos años Jorge León -socio político del ex intendente y luego enfrentado abiertamente- pero advirtió que todavía no ha llegado a ninguna conclusión.

Al referirse al crecimiento patrimonial de Juez y a su vida aparentemente poco frugal, pese a haber vivido cuatro años con un sueldo de 4.000 pesos (2.000 los primeros dos años porque lo dividió por mitad con su hermano, Daniel), Amayusco dijo que había que tener presente que el ex intendente ha ejercido la abogacía, además de pasar por cargos públicos muy bien pagos, como el que tuvo como síndico de Papel Prensa, con un sueldo, según el fiscal, de 15.000 pesos/dólares porque eran los tiempos de la convertibilidad.

También mencionó otras oportunidades económicas que le brindó la política, como una banca legislativa provincial, una vocalía en Vialidad Provincial y el mismo cargo administrativo de Fiscal Anticorrupción en el gobierno de José Manuel de la Sota.

"Es probable que en todos esos años haya hecho un patrimonio importante que explique su presente económico y su forma de vida", dijo Amayusco al relativizar, indirectamente, la consistencia de la denuncia de León.

Recordó el fiscal que el artículo 278 (2) del Código Penal, que tipifica la figura del enriquecimiento ilícito, habla de que debe tratarse de un "enriquecimiento apreciable" que hasta ahora él no ha podido probar.

No lo dijo, pero sus palabras parecieron indicar que la denuncia marcha inexorablemente al archivo.

La expresión "enriquecimiento apreciable" tiene una dimensión cualitativa que queda a criterio del funcionario judicial actuante ponerle un número.

Sin embargo, sigue sin quedar claro cómo hizo Juez para vivir los dos primeros años de su gestión, habiendo compartido su sueldo con su hermano. Esto señala que mantuvo a su familia con una suma que hoy lo colocaría en los umbrales de la pobreza ($ 928 para el grupo familiar, según categoría Indec), porque de esa suma debe deducirse la cuota alimentaria que paga a su hija extramatrimonial, que es proporcional a los 4.000 pesos completos.

Los autos que compró Juez cuando era intendente y los dos que adquirió tras irse de la gestión, todos de alta gama, son vehículos de un costo superior a los 100 mil pesos, sin contar que sólo la pileta climatizada, de 6 metros por 22, que tiene en su quincho de calle Mariano Benítez al 1500, vale más de 17.000 dólares.

Es difícil saber cómo Amayusco carga cuantitativamente la expresión "enriquecimiento apreciable", pero debe tenerse presente que el proceso con la misma figura penal contra Eduardo Angeloz en los años ’90, era por un monto de 4 millones de pesos, contra un hombre que había manejado 12 presupuestos provinciales (el actual es de 12.000 millones).

Juez evadió ayer muy fácilmente las preguntas sobre las acusaciones de Giacomino, bajo el expediente -aceptado mansamente por casi todos los periodistas- de que el actual intendente formulaba esas denuncias respondiendo a pedidos del gobierno nacional.

Más aún: las reflexiones periodísticas giraban en torno a descalificar al denunciante por haber sido parte de la gestión de Juez, sin tomarlo, por ese mismo motivo, como una fuente más que calificada y conocedora, probablemente, de interesantes detalles.

A algo más concreto se animó el vicegobernador y también ex aliado de Juez, Héctor Campana, durante el programa "Al fin y al cabo" que conduce Ricardo Fonseca.

Dijo Campana que si bien no tenía pruebas sobre si Juez es corrupto o no, sí tiene muchas dudas, cosas que hacen a su forma de vida. "Los números no me cierran. Cuando uno ve el nivel de vida de estos dirigentes, entre ellos Juez, la Municipalidad tendría que estar brillante económicamente, porque con su sueldo de intendente él podía hacer maravillas".

Comentá la nota