Caso Naranjo: Diputados imputan demora a abogado

La Comisión de Justicia de la Cámara dictaminó que los jueces actuaron sin mora, pero le apuntaron a Cámpora.
Para Diputados no hay demora en el proceso del renombrado caso Naranjo cuya causa pueda ser imputable al órgano jurisdiccional, tanto en su etapa de instrucción y apelación como en la tramitación de los recursos extraordinarios o directos presentados ante la Corte de Justicia. Así lo dice el dictamen consensuado por unanimidad por los miembros de la Comisión de Justicia y Seguridad de la Cámara, que ayer estaba a la espera de la firma de sus integrantes y que se prevé que entre en el orden del día del jueves próximo para notificar al cuerpo de legisladores de la decisión. De esta manera, los jueces intervinientes quedan lejos de un jury -proceso que puede terminar en destitución-, una de las opciones que tenía el Poder Legislativo para accionar si el resultado del dictamen hubiese sido negativo.

En cambio, el informe le apunta al abogado querellante Javier Cámpora, por dos cosas. Primero, porque ante el sobreseimiento de Eduardo Fornasari -uno de los dos imputados en la causa de intento de homicidio contra Hugo Naranjo junto a Alejandro Pereyra-, no lo apeló, quedando firme; y que luego "de manera inédita para el derecho" pidió el procesamiento de Fornasari -sobre lo cual ya se había dictaminado-, lo que el juez Guillermo Adárvez rechazó, y de nuevo el profesional apeló, apelación que fue rechazada en la siguiente instancia, situación que "ocasionó sin lugar a dudas unos cuantos meses de demora", según el dictamen legislativo.

Segundo, le atribuyen a Cámpora especialmente pero también al resto de los abogados intervinientes -Diego García Carmona (Pereyra) y Fernando Castro (Fornasari)- haber demorado el proceso "haciendo diferentes planteos, ofrecimiento sobreabundante de prueba, recursos y apelaciones" que debieron resolverse en las tres instancias judiciales. En este punto, los diputados dicen que sí es reprochable la actitud de los jueces, que pudieron "decretar en forma directa la improcedencia de los planteos inoficiosos". No obstante, aseguran que el juez nunca se salió del derecho porque puede hacer el descarte o no de pruebas, según su criterio.

El Caso Naranjo es el ataque mafioso más resonante de los últimos años: en mayo de 2006, la víctima recibió cinco balazos en la cabeza, fue quemado y sobrevivió, apuntando al ex comisario Pereyra como autor material y a Fornasari como autor intelectual. El primero terminó condenado en agosto último a 17 años de cárcel, mientras que el segundo había sido sobreseído en abril de 2004.

La revisión de la causa por parte de los legisladores se desencadenó este año de oficio porque la comisión se hizo eco de que el proceso venía demorado. El dictamen fue acordado por sus miembros que son los oficialistas Víctor Muñoz Carpino, Jorge Espejo, Agapito Gil y Rosalía Garro, mientras que su presidente, el justicialista Julio Coll, se excusó inicialmente por ser parte del jury de enjuiciamiento, en caso de darse.

Comentá la nota