Carrió le advirtió a Binner que si la CC va sola en 2009, gana Reutemann

La líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, reclamó que el gobernador de Santa Fe, Hermes Binner, "permita que gane el Frente Progresista, porque si va sola la Coalición Cívica" a las elecciones de 2009 "gana (Carlos) Reutemann".
De esa manera, la chaqueña volvió a poner presión sobre Binner quien insiste en mantenerla a una prudencial distancia, pero tratando de preservar a los seguidores de Carrió en el armado del Frente Progresista en territorio santafesino.

"Mientras él gobierne la provincia de Santa Fe siempre hay que criticar, antes de una entrevista con (el ministro de Planificación, Julio) De Vido siempre hay que pegarme, y yo lo acepto", ironizó respecto de los cuestionamientos del socialista hacia su estilo político.

"Yo sé que tengo que pagar los costos, nadie puede ir a sentarse a un Ministerio (como el de Planificación) que maneja el dinero de las obras, nadie puede ir a sentarse con Cristina Kirchner si previamente no me ha pegado duramente a mí, es un precio que yo debo pagar y que de todas maneras está claro que en la provincia de Santa Fe formamos parte del Frente Progresista", añadió.

Poskirchnerismo. Por otra parte, Carrió consideró "una trampa" hablar de "poskirchnerismo", y alertó al vicepresidente Julio Cobos para que "no sea usado" por el "neokirchnerismo" representado mediante "un acuerdo tácito" entre el gobierno y el duhaldismo. Justamente Eduardo Duhalde fue quien ha acuñado el término poskirchnerismo.

"Ojalá que Julio Cobos no sea usado, porque si no, va a ser usado justamente él, que ha sido kirchnerista hasta hace seis meses, va a ser usado por el neokirchnerismo. Ojalá que realmente se ubique en el papel de la necesidad de una república distinta", expresó la dirigente de la Coalición Cívica, quien afirmó que "el neokirchnerismo es duhaldismo".

"No hay que decir qué es el poskirchnerismo, porque ahí está la trampa. ¿El poskirchnerismo qué puede ser, de nuevo el duhaldismo?", planteó ayer Carrió en declaraciones a una radio porteña.

También pidió que "la gente, como (ocurrió) con (el ex ministro de Economía Roberto) Lavagna, no se confunda para terminar siendo funcional al kirchnerismo o al duhaldismo".

Esperando represalias. Carrió anticipó que "los meses que vienen no son fáciles" para ella y su agrupación, debido a la denuncia presentada en noviembre último contra el ex presidente Néstor Kirchner y Julio de Vido, entre otros, por presunta "asociación ilícita".

"Ustedes se imaginan la embestida que vamos a tener nosotros y yo particularmente con la causa que los va a llevar a prisión y que va a impedir que huyan del país sin tener causa alguna, pero habrá que sostener esa embestida, estoy absolutamente tranquila y segura, es una lección para los que no tienen fe en la Argentina. Habrá que quedarse en Buenos Aires para las embestidas y para controlar al poder todo enero", aseveró.

Comentá la nota