La carne aumentó un 20% y dicen que subirá más

Los carniceros aseguran que la suba es por la sequía y la gran demanda. Chivitos, lechones y pollo, también aumentaron.
Carnicerías y frigoríficos de la provincia ya muestran el incremento de la carne en sus pizarras. La suba promedio asciende al 20% en los últimos 15 días y la justificación radica en la sequía reinante en el centro del país y la falta de ganado que afronta la Argentina. Otros apuntan a que es fin de año y siempre aumenta en esta época. Además los lechones, chivitos y pollos también subieron alrededor de un 20%. El aumento de la carne tendría un pico en Navidad, aseguran los comerciantes.

"El aumento por lo general es estacional, cuando se acercan las fiestas sube. Lo que pasa es que este año la sequía y la falta de carne hace que se potencie la suba", asegura Juan Carlos, propietario de Carnes Parras, quien resalta que el aumento ronda el 20%. La carne que llega a un frigorífico viene como media res, pesando unos 120 kilos promedio.

En el caso de Carnes El Tontal, allí aseguran que "faltan animales y los que hay son de pocos kilos. A nosotros nos llega carne de San Roque (Buenos Aires) y ellos nos dicen que aumenta por la sequía y las exportaciones".

La política agropecuaria argentina tuvo un importante quiebre cuando la soja empezó a ocupar los campos que antes estaban atestados de vacas pastando.

"Desgraciadamente es una cuestión política, acá hay un tironeo que deja de la lado medidas concretas para parar este descalabro. Esto es un negocio y el inversor apostó masivamente por soja u otro grano y nadie le dijo «paren un poco muchachos»", enfatiza Marcos Fuentes, propietario del frigorífico que lleva su apellido, quien agrega que "en el país se mató mucho vientre, para que lo entendamos todos «ahora hay que hacer la mamá para que tenga el ternero». Necesitamos por lo menos tres años para recuperarnos de este problema".

La particularidad que ha tenido este aumento de los últimos 15 días es que fue muy brusco, porque ya subió un 20% y todavía se espera que la suba sea aún mayor.

"Lo que nos mata es la incertidumbre. Hoy (por ayer) recibí el camión de carne con otro aumento y eso que la semana anterior había subido. Realmente nos preocupa para quienes somos abastecedores", aseguró Teófilo de Belaustegui propietario de El Vasco.

En supermercados Ejarque y carnes Puesto Corral todavía minimizan el aumento aunque afirman que es muy probable que existan más subas en las próximas semanas. Desde Defensa al Consumidor , su titular Ana María López hace hincapié en que "la gente es la formadora de precios y por eso es fundamental que no salgan desesperados a comprar como si fuera la última cena".

Lechón, caro

Parte de la ya tradicional mesa navideña son los lechones, chivitos y el pollo que ya registran aumentos cercanos al 20% y que también podrían subir más a medida que se acerque Navidad. Desde embutidos Papotti, Alfredo Escales enfatizó "hay poco cerdo este año por eso aumenta todos los días un poquito". El lechón cuesta alrededor de 25 pesos el kilo y el chivito se acerca a los 27 pesos el kilo. Sin embargo Alberto de chacinados La Española asegura que el incremento se debe "a que se deja engordar el cerdo para luego sacar los jamones, panceta y la bondiola". El pollo es otro de los alimentos que más aumentó, llega a costar hasta 8 pesos el kilo.

Comentá la nota