Carlos Silva: "estamos satisfechos por el trabajo realizado porque se mejoró la calidad de los eventos"

Con la presencia en tres Sociedades Rurales de la provincia, repitiendo las participaciones del año 2008, finalizó el circuito de remates de Cabañas Formoseñas 2009.
Al ser consultado el Lic. Carlos Enrique Silva, Secretario de la Sociedad Rural de Formosa y Presidente de la Subcomisión de Cabañas Formoseñas de dicha entidad gremial, manifestó mucha satisfacción con el trabajo realizado, repitiendo las presentaciones del año pasado y mejorando la calidad de los eventos, descontando que hubo un notorio avance en la genética y preparación de los casi 250 reproductores machos comercializados.

Conformidad

Muy conforme, destacó que en todos los remates efectuados pudo cumplirse con el objetivo de contar con un catálogo de ingresos con todos los datos necesarios para una buena elección por parte del comprador, realizar la inspección previa a campo, brindando de ese modo, un reproductor, con todas las garantías necesarias, y dando siempre cumplimento a las normas sanitarias, brindando además flete gratis. Incluyendo entre los objetivos trazados la edición del 1º libro de Cabañas Formoseñas, reseñando el accionar de sus 9 años, reglamentos internos, protocolos exigidos y una completa guía del trabajo y datos de cada cabaña, libro que estuvo presente en varios eventos locales, nacionales e internacionales.

Buenos precios

Destacó los buenos precios promedios logrados, lo que fue posible gracias al esfuerzo de los cabañeros en seguir mejorando sus rodeos, a la confianza de las Sociedades Rurales que nos reciben en sus instalaciones, al trabajo comercial de las consignatarias, al financiamiento que pone a disposición de los productores el Ministerio de la Producción y Ambiente y el Fondo Fiduciario Provincial, a la buena propaganda que tiene Cabañas Formoseñas y sus reproductores que funcionan en campos difíciles como los nuestros, agradeciendo por ello, sobre todo, a los compradores que siempre son consecuentes.

Comentá la nota