Capitanich no negó las versiones sobre cambios en su gabinete

Jorge Capitanich no confirmó ayer las versiones sobre inminentes cambios en su gabinete, que incluirían la salida de su esposa, Sandra Mendoza del Ministerio de Salud. Pero, sugestivamente tampoco las desmintió. "Oportunamente lo informaré", fue todo lo que respondió cuando NORTE le preguntó si renovará en breve su equipo de ministros.
La consulta periodística se realizó al término de la reunión que el gobernador mantuvo con organizaciones políticas, gremiales, empresariales y sociales a fin de diagramar lo que se hará el 6 de mayo, fecha que se convertirá en una "Jornada de lucha contra el dengue". En ese encuentro, al lado de Capitanich, estuvo Mendoza, quien luego se negó a hacer declaraciones. "No voy a hablar, hoy hay que trabajar y no hablar. No voy a dar notas", se excusó.

La expectativa política es grande, y en el propio gabinete los funcionarios ignoran todavía si serán parte o no de los cambios. Consultas realizadas por este diario en las últimas horas dan cuenta de ello, sobre todo porque las versiones hablan de modificaciones que no se agotarían en el caso de Salud Pública, sino que podrían llegar también a Economía, Infraestructura y Desarrollo Social.

Repercusión nacional

Las informaciones sobre el recambio ministerial, de las que ayer se hizo eco este diario, tuvieron durante toda la jornada una amplia repercusión en la prensa nacional. Canales, radios y portales digitales de los principales diarios reprodujeron las versiones en tonos variados.

Mientras algunos medios ya daban por hechas las renuncias y designaciones, otros fueron más cautos, señalando que de momento se trata sólo de versiones.

El común denominador fue que todos pusieron el acento en el caso de Mendoza, por ser la esposa de Capitanich y por la difusión que tuvieron algunos episodios protagonizados por la ministra, como una bochornosa discusión con la diputada radical Marita Barrios, en la Legislatura, y los choques a vehículos oficiales en la playa de estacionamiento de Casa de Gobierno, a bordo de una camioneta de Salud Pública.

"Capitanich, a punto de remover a su esposa del Ministerio de Salud", tituló Clarín en su edición digital, señalando que "la funcionaria fue muy cuestionada por las políticas que implementó para frenar el avance del dengue". El periódico agregó una encuesta en la que más del 90% de los lectores opinó que Mendoza debería alejarse de su cargo.

"Chaco: la esposa de Capitanich se aleja del Ministerio de Salud", tituló La Nación, y dijo que la renuncia "se por segura toda vez que el jueves debería (Mendoza) afrontar una interpelación en la Cámara de Diputados por la epidemia de dengue que generó una verdadera tormenta política a partir de la acusación de que se escondieron datos".

El diario Perfil, de buenas relaciones con el rozismo chaqueño, se basó en fuentes inciertas para decir que Mendoza estaba "abroquelada" con sus colaboradores en el Ministerio de Salud, negándose a renunciar. Como se sabe, luego la ministra se mostró junto al gobernador en el encuentro de organización de la jornada de lucha contra el dengue, prevista para el 6 de mayo.

Comentá la nota