Capitanich admite problemas de caja

Capitanich admite problemas de caja
Su provincia cerrará el año con un déficit financiero de 350 millones de pesos (luego que en 2008 tuviera superávit de 264 millones). Este martes pedirá ayuda a Cristina.
El gobernador kirchnerista de Chaco, Jorge Capitanich, anticipó hoy que su provincia cerrará el año con un déficit financiero de unos 350 millones de pesos. "Nosotros estimamos que durante este ejercicio fiscal 2009 los recursos van a ser de 350 millones de pesos menos que lo proyectado", admitió.

El mandatario, que ganó las recientes elecciones con el frente "Chaco merece más", dijo que tuvo que "reordenar" su plan económico anual y adelantó que planteará las dificultades económicas a la presidenta Cristina Kirchner el martes, cuando se reúna con ella.

En una entrevista con el diario chaqueño Norte, el gobernador dijo que su intención es que la menor disponibilidad de recursos no afecte a las cuestiones que considera "prioritarias".

Por ello, su administración buscará sostener los proyectos de inversión pública "estructurales", el pago de salarios y la ayuda social. Chaco tuvo en 2008 un superávit fiscal de 264 millones de pesos, pero tiene una deuda pública de casi 5.000 millones de pesos, que todos los años demanda pagos de unos 600 millones por capital e intereses.

Pero la llegada de la crisis internacional y la baja en el giro de fondos desde la Nación impactaron fuerte contra las finanzas de esa provincias norteña.

"Ahora planteamos una estrategia de sustitución de fuentes de financiamiento, y programas de redefinición de prioridades, para suspender actividades que se puedan postergar", aseguró el mandatario.

El plan de Capitanich consiste en lograr en el segundo semestre una reducción del gasto nominal, mientras que "muchas erogaciones" pueden ser cubiertas con fondos nacionales. Asimismo, dijo que lo que pretende es lograr financiamiento internacional y nacional para mantener la obra pública y la generación de empleo.

Comentá la nota