Los dos candidatos disienten sobre la designación de jueces

Casi 4.000 letrados están en condiciones de elegir la nueva comisión directiva. Hasta el lunes estará abierto el período de tachas de los candidatos inscriptos en las dos nóminas que competirán en la votación, prevista para el jueves 20.
La disputa electoral en el Colegio de Abogados está en su apogeo, a menos de dos semanas de la votación. Luego de la presentación de las dos listas que disputan los ocho cargos en la comisión directiva (la mitad de sus integrantes) y la totalidad del Tribunal de Etica y Disciplina (tres titulares y cinco suplentes).

El cronograma electoral en marcha establece que hasta el lunes estará abierto el período de tachas de los candidatos inscriptos. Después quedará todo despejado hasta la votación del jueves 20.

Sólo podrán votar y ser elegidos los colegiados activos en el ejercicio profesional, según el padrón (integrado por unos 3.770 abogados) que se exhibirá en la sede central del colegio, ubicada en Congreso 450, único lugar para emitir el sufragio, en varias mesas a instalarse.

La elección es directa y nominal por cargo, lo que implica que el escrutinio es voto por voto para cada uno (no es por lista cerrada o sábana) y que puede haber tachas y sustituciones escritas a mano.

Conceptos

LA GACETA entrevistó a los candidatos a presidente de las listas alianza Mariano Moreno-Juan Bautista Alberdi y Verde, Eudoro Aráoz; y Manuel Belgrano, Pedro Pérez, sobre tres temas: 1- la relación con los poderes del Estado; 2- la necesidad y contenido de una eventual ley de subrogancias para cubrir las vacantes en la Justicia; y 3- la propuesta para la evolución del colegio profesional.

Aun con diferencias conceptuales, los dos postulantes coincidieron (por separado) en la defensa de la independencia del Poder Judicial y del diálogo institucional. Asimismo, se mostraron preocupados por la falta de fuentes de trabajo, en especial para los abogados recién recibidos, y la necesidad de garantizar una capacitación permanente. En cambio, mantienen visiones distantes acerca de la designación de jueces transitorios.

Comentá la nota