El canciller brasileño y Hillary prepararon la visita de Lula a Obama en marzo

El canciller brasileño y Hillary prepararon la visita de Lula a Obama en marzo
El canciller brasileño, Celso Amorim, defendió la diversidad política de América Latina y el cambio de actitudes en la región hacia Cuba, en su primer encuentro oficial con su homóloga estadounidense, Hillary Clinton
"Procuré resaltar la importancia para Estados Unidos del momento de cambio político en América Latina, de gran diversidad (...) de cambios respecto a Cuba", señaló Amorim ante la prensa tras su reunión en el Departamento de Estado.

Amorim aseguró haber sugerido a la nueva jefa de la diplomacia estadounidense olvidar la visión "homogeneizadora" del gobierno estadounidense en el pasado.

"Ella tomó nota" de todas esas observaciones, añadió Amorim respecto a su interlocutora, sin más detalles.

Numerosos líderes de gobiernos de izquierda latinoamericanos han acudido recientemente a Cuba para intercambiar puntos de vista o firmar tratados de índole comercial o energético con el régimen liderado ahora por Raúl Castro.

Cuba fue admitida el año pasado en el Grupo de Río, que agrupa a todos los países latinoamericanos.

El encuentro diplomático con Clinton, que Amorim calificó de "muy positivo y amistoso" sirvió además para preparar la visita que rendirá el presidente Luiz Inácio Lula da Silva al estadounidense Barack Obama en marzo, y la cumbre de países ricos y emergentes (G20) en Londres en abril.

Estados Unidos y Brasil coordinarán sus posturas de cara a la reunión en Londres, mediante reuniones de sus respectivos "sherpas" (funcionarios de alto nivel), aseguró Amorim.

Los temas energéticos, la lucha contra el cambio climático y contra la pobreza son los tres ejes sobre los cuales deberá centrarse la relación bilateral entre ambos países, previó Amorim.

Estados Unidos cuenta con Brasil para desarrollar una nueva política hacia la región, aseguró Amorim, que citó la reciente reacción de Washington a un referéndum venezolano ganado por el presidente Hugo Chávez como "muy positiva".

El canciller brasileño aseguró que el proteccionismo comercial del que se acusa al gobierno Obama no fue motivó de preocupación entre ambos cancilleres.

"La prioridad es la confirmación del próximo USTR (representante de comercio exterior estadounidense, por sus siglas en inglés)", enfatizó Amorim, para reactivar las negociaciones comerciales multilaterales.

Tras su paso por Washington, Amorim anunció que tiene previsto viajar a París para reunirse con el presidente francés Nicolas Sarkozy.

Comentá la nota