El campo acepta dialogar si hay avances por retenciones

El campo acepta dialogar si hay avances por retenciones
Los ruralistas dicen que se acercarán al Gobierno si hay soluciones por los impuestos que pagan para exportar la producción agraria.
El campo condicionó ayer el inicio del diálogo con el gobierno a un avance en la discusión por las retenciones a las exportaciones del sector agropecuario, lo que motivó el estallido del conflicto hace casi un año atrás.

El presidente de la Federación Agraria Argentina (FAA), Eduardo Buzzi, afirmó que "en el tema retenciones debe haber algún tipo de avance para poder continuar el diálogo".

"En esto se le va la vida a miles de productores. En algún punto, el tema retenciones es negociable. De alguna manera, el tema retenciones debe ser abordado y resuelto, es inevitable", indicó Buzzi.

El dirigente pidió al Gobierno que en esta nueva instancia de diálogo que podría abrirse esta semana trate de "no mandar a (el secretario de Comercio Interior) Guillermo Moreno, a entorpecer, como fue todo el proceso anterior" de discusión con el campo.

Al respecto, sostuvo en diálogo con radio Mitre que en ese momento "hubo una voluntad del Gobierno porque fuéramos a la confrontación". El titular de la FAA explicó que, cuando la semana pasada decidieron postergar una medida de protesta que el campo tenía prevista, lo hicieron tras considerar que "salir con un paro era una postal tan antagónica al problema general del país que había que otorgar esta posibilidad y hacer un último llamado a la cordura, a la sensatez, algo que hace meses que venimos pidiendo". "Hasta acá, con nosotros nadie se puso en contacto", precisó Buzzi.

De todos modos, remarcó, con tono de molestia, que los dirigentes han "leído en los medios de prensa expresiones de (el ministro del Interior, Florencio) Randazzo, diciendo 'si piden una audiencia, la Presidenta los va a atender', como si no la hubiéramos pedido nunca". Sin embargo, subrayó que "si hay que cumplir con esa forma, no es un problema, no se nos caen los anillos por mandar un nuevo pedido".

Sin llamados

Por su parte, el vicepresidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Ricardo Buryaile, también afirmó que la dirigencia agropecuaria no recibió todavía "ningún llamado" del Gobierno para abrir el diálogo, como solicitó la Mesa de Enlace tras la suspensión del paro.

Buryaile consideró que debe haber "decisión política" para solucionar el conflicto que se inició hace casi un año. "No hemos recibido ningún llamado. Esperemos que sea esta semana y que no se armen comisiones para grandes discusiones", indicó Buryaile ayer a radio Diez.

Remarcó que "hay temas puntuales que hay que hablar y que son de decisiones políticas, no de cuestiones técnicas". El vice de CRA subrayó que "hay sectores a los que le fue mucho mejor que al campo", y destacó que "no están obligados a tributar otros impuestos".

A su criterio, "el Gobierno no puede, porque necesita plata, expoliar los recursos de un sector". "La Presidenta (Cristina Fernández) tiene que poner esas cosas en la balanza y ser menos agresiva con el productor agropecuario", consideró el dirigente agropecuario.

Comentá la nota