De campaña en Tribunales

El ex intendente Juez aprovecha las causas judiciales en las que está involucrado para hacer política. Por Julián Cañas.
La campaña electoral para los comicios legislativos de octubre arrancó el año pasado y en Tribunales. La referente de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, realizó una fuerte denuncia que involucró al ex presidente Néstor Kirchner y a la mayoría de sus funcionarios de confianza y empresarios de su entorno.

La asociación ilícita, el delito por el cual hizo la denuncia la impulsiva dirigente opositora, es uno de los más difíciles de probar, aseguran quienes conocen de leyes.

Sin embargo, esto no fue un obstáculo para que Carrió arremetiera contra las principales figuras del kirchnerismo, dejando abierta la campaña electoral para las legislativas de este año.

La propia denunciante admitió que los resultados de la investigación no serán inmediatos. "El Poder Judicial argentino no investiga a los gobernantes. Lo hace cuando se alejan del poder", dijo ex la legisladora.

A lo largo de su carrera política, Carrió se caracterizó por hacer denuncias sobre corrupción de los gobernantes de turno: en su momento, Carlos Menem, Fernando de la Rúa, Eduardo Duhalde y ahora los Kirchner sufrieron sus embates.

Precisamente, en esta causa contra el matrimonio presidencial, Carrió encontró en Luis Juez a un aliado ideal. El ex intendente de Córdoba es otro dirigente que transforma sus citaciones en Tribunales en actos políticos en beneficio propio.

El jueves pasado, Juez debió enfrentar la primera audiencia en la demanda que el vicegobernador Héctor Campana le inició por injurias.

No se sabe si será condenado o no, pero Juez ya se encargó de convertir a las audiencias en un escenario para fustigar al Gobierno provincial, tratando de sacar réditos político. Lo mismo ocurrirá en esta causa contra el ex presidente: no se privará de cuestionar a los K.

Comentá la nota