En Campana el paro fue total hasta la noche:

Las estaciones de servicio levantaron el paro y volvió el combustible. Recién después de las 19 horas se pudo conseguir combustible
Llegó el alivio para los conductores. Las estaciones de servicio volvieron en la medianoche de ayer a vender nafta, luego de cumplir un paro de 24 horas. La medida de fuerza generó durante toda la jornada largas colas de vehículos en las pocas bocas de expendio que no se sumaron a la protesta.

Pese a alguna expectativa que surgió del Gobierno en levantar el paro promediando la tarde, Carlos Acuña, titular de la Federación de Combustibles confirmó la continuidad de la protesta hasta medianoche. Y dejó la puerta abierta a que se llame un nuevo paro la semana próxima por 48 horas.

Según explicó el dirigente sindical, "el desfasaje salarial" y el reclamo para la "conservación de puestos de trabajo" fueron los dos motivos centrales de la protesta. Según estimaciones del propio gremio, el acatamiento a la medida llegó al 98%.

Por la tarde, en algunas estaciones de servicio hubo hasta 6 cuadras de cola, con numerosos vehículos intentando cargar combustible para aprovechar del último fin de semana largo del año.

El paro fue convocado por los trabajadores de las estaciones de servicio. Pero contó con el respaldo de los propietarios de esas bocas. Gremio y propietarios, además, coincidieron en los últimos días, en reuniones y documentos, con varias de las petroleras, incluyendo a Shell, Esso y Petrobras.

La protesta incluyó cuatro reclamos. Uno lo pusieron los empleados: continuidad de los puestos de trabajo, en un escenario de cierres de estaciones y despidos. Los otros tres fueron aportados por los empresarios: abastecimiento completo de combustible a todas las estaciones; renovación automática de los contratos con las petroleras cuando se vencen; y más rentabilidad en el negocio.

Comentá la nota