La campaña se coló en el Monumental

Todas las agrupaciones que se medirán el 28 de junio aprovecharon la concentración de los 55 mil espectadores en el Estadio de River Plate para repartir volantes e intentar seducir electores. El kirchnerismo contrató las publicidades estáticas más caras.
La gente recién comenzaba a copar el estadio Monumental; los jugadores ni siquiera habían llegado a la cancha; sin embargo, afuera, ya había clima de competencia. A veinte días de las elecciones legislativas, el partido de la Selección argentina frente a Colombia, que movilizó a 55 mil personas, se convirtió en una tentación política. Desde el kirchnerismo hasta el Partido Obrero, todos aprovecharon la concentración de espectadores para hacer campaña.

Entre la decena de volantes que recibieron los hinchas que se acercaron al estadio de River, el de Nuevo Encuentro, el espacio que conduce Martín Sabbatella, fue el único pensado para la ocasión. El intendente –en uso de licencia– de Morón, le propuso a los fanáticos: "Metele un gol a la vieja política". La ilustración mostraba un arco de fútbol con cuatro arqueros: Francisco de Narváez, Daniel Scioli, Mauricio Macri y Elisa Carrió.

Además, el moronense les ofreció a los hinchas hacer goles de verdad. Colocó un arco en Udaondo y Figueroa Alcorta e invitó a los espectadores a ejecutar penales. La movida requirió 30 militantes que repartieron unos 12 mil volantes.

Como gran conocedor del ambiente futbolístico, el ex vicepresidente de Boca y candidato a diputado nacional por el kirchnerismo porteño, Carlos Heller, también mandó a su gente a hacer campaña. Doce militantes del Partido Solidario de la Boca se encargaron de distribuir unos siete mil folletos. "No se puede dejar pasar una oportunidad como ésta en plena campaña, hay demasiada gente junta", justificó una de las mujeres que diseñó el operativo. Por el mismo espacio también aparecieron, aunque su mayoría sobre el asfalto de Figueroa Alcorta, volantes con la cara del secretario general de la Unión de Empleados de la Justicia, Julio Piumato.

El Partido Obrero, que lleva como candidatos a diputados nacionales a Jorge Altamira y a Néstor Pitrola, tuvo 15 militantes –trabajadores estatales y estudiantes de Ciencias Sociales– repartiendo unos ocho mil panfletos en los alrededores del Monumental.

Otra de las notas de la tarde futbolera la dio el partido Iniciativa Verde. Instalado en Libertador y Quintana, el candidato a diputado y ex ministro de Medio Ambiente porteño, Juan Manuel Velasco, junto a otros siete integrantes de la agrupación distribuyó en mano unos siete mil folletos. "Algunos me reconocen, no como candidato sino como ex ministro", confesó. Y luego explicó: "Cuando se puede, nos quedamos comentando las propuestas, si no les avisamos que en el volante está nuestro sitio web".

También circularon volantes del PRO impulsando las candidaturas de Gabriela Michetti a diputada, y Fernando De Andreis a legislador porteño. Hasta el ex juez Julio Cruciani aprovechó la euforia que genera la Selección argentina: mandó dos camiones con su foto. Tampoco faltaron las paredes de las calles que conducen al estadio empapeladas con afiches de algunos candidatos: se destacaron los de Vilma Ripoll y Aníbal Ibarra.

El proselitismo deportivo terminó a las 18 en punto, cuando el árbitro marcó el comienzo del partido. En ese momento, muchos de los folletos se convirtieron en papel picado.

Comentá la nota