Cameron aseguró que el gasoducto del NEA en ningún momento perdió vigencia

La reunión del Consejo Federal de Energía que desde ayer se realiza en el Chaco, posibilitó la presencia de funcionarios de todo el país y la participación en el encuentro del secretario de Energía de la Nación, Daniel Cameron quien de manera recurrente tuvo que dar explicaciones sobre el gasoducto del norte, proyecto que detuvo su marcha al tener que analizarse nuevas alternativas para la provisión del gas.
Más allá de las dificultades que están buscando subsanar, el funcionario afirmó que "el gasoducto del NEA en ningún momento perdió vigencia, sin embargo esto se hace de dos, por un lado quien lo construye y por otro quien provee del gas. Las previsiones originales estaban dadas para que el gas provenga desde Bolivia, pero la realidad marca que el vecino país, más allá de que está haciendo esfuerzos, todavía no ha podido lograr definir con claridad cómo va a llenar ese gasoducto, cuándo lo va a llenar y cómo lo va a resolver en el tiempo.

Esto hizo que tengamos que empezar a analizar otras alternativas, pero sin perder de vista la idea original".

Cameron dijo que seguirán sin perder de vista el proyecto original porque "creemos firmemente que Bolivia tiene excedentes gasíferos y que en algún momento eso lo va a consolidar. Dado que estos excedentes tienen alta implicancia en el desarrollo y la mejora del bienestar de los bolivianos, lo va a comercializar también en un esquema donde no queremos obtener ninguna ventaja adicional mas que recibir el metano como gas seco, a punto tal que los acuerdos tiene previstos que Argentina financie una planta de licuables para que todos los líquidos Bolivia los deje en su territorio y obviamente usufructúe de ellos".

Respecto a las alternativas, dijo que en la actualidad estudian la provisión desde el propio territorio y "saldrían de nuestros gasoductos, por eso estamos realizando exploraciones en nuestra cuenca noroeste. La otra propuesta es avanzar con los gasoductos del sur para el norte, pero es la más cara de todas y más complicada en cuanto a su ejecución".

Insistió en que "este gasoducto alternativo no es que reemplaza o condiciona, sino que es una parte necesaria que había que realizar en diámetros menores y si bien es un camino que se emprendió ahora creo que en 6 meses tomará más velocidad en lo que es decisiones finales".

"El Estado nacional tiene claro que se han dado asimetrías estructurales en el país, las cuales necesariamente tienen que ser modificadas.

Por eso en temas que dependían de nosotros, como ser el sistema interconectado de energía eléctrica ya están constituidos los equipamientos y bases. En cuanto al gasoducto el nuevo proyecto entre 8 o 10 meses se va a consolidar en su esquema transitorio y va a empezar su ejecución, porque es una deuda con esta región del país".

De esta manera el funcionario considera que para mediados del año próximo podría darse el comienzo de la ejecución de este proyecto alternativo.

Comentá la nota