Sin cambios de calendario

En la ciudad no se modificará el calendario actual y no se descontará el presentismo al personal afectado por la gripe A. El consejo de ministros de todo el país decide mañana si hay extensión de clases para recuperar los días perdidos.
Aun cuando el ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni, advirtió que "los días que se han perdido no están tan perdidos porque se ha trabajado muy bien", mañana el Consejo Federal de Educación decidirá si el ciclo lectivo se extenderá en todo el país, como manera de compensar los días perdidos a causa de las huelgas, el receso invernal y los feriados. El gobierno porteño, sin embargo, señaló que en la ciudad no se modificará el calendario actual, no se descontará el presentismo al personal afectado por la gripe A y la capacitación docente se llevará adelante en días de clases. Mientras tanto, los primeros días de la semana próxima, en la provincia de Buenos Aires se realizará una supervisión del ausentismo de docentes y alumnos para monitorear con detalle el reinicio de las clases. Ayer, por lo demás, fueron reportadas once muertes a causa de la epidemia y la confirmación de que una empleada judicial enfermó de gripe A llevó a la Unión de Empleados de la Justicia de la Nación (UEJN) a pedir que las dependencias donde reviste la enferma sean cerradas por tres días.

Las estadísticas mundiales confirmaron que dos de cada tres víctimas mortales de la epidemia son latinoamericanos, y sin embargo ayer también quedó confirmada la contrapartida nada optimista: las reservas iniciales de la vacuna, que aún está en estudio pero presumiblemente estará disponible a partir de septiembre, fueron adquiridas por los gobiernos de Estados Unidos, países europeos y otras naciones ricas.

Las escuelas de Tucumán y La Rioja reiniciaron las clases el lunes de esta semana, pero la asistencia estuvo "medio mal", porque un número "importante" de alumnos no concurrió, explicó Sileoni, quien agregó que, de todas maneras, se esperaba que la reincorporación fuera gradual. "Vamos a ir de menor a mayor", dijo, y cifró el éxito de los cursos en que se disipe "el miedo de los padres".

En la ciudad de Buenos Aires, los ministros de Educación y de Salud, Mariano Narodowski y Jorge Lemus, recibieron a representantes de la enseñanza privada (integrantes de cámaras de propietarios de colegios católicos, judíos, laicos y evangélicos), y sindicalistas docentes de Sadop. Al término del encuentro, Lemus informó que "es inútil cerrar las escuelas, porque el virus ya está en fase de circulación", de manera que lo único útil por hacer es recurrir a "la consulta precoz". Narodowski, por su parte, procuró transmitir "tranquilidad" a los dirigentes de la enseñanza privada, para que las clases vuelvan a comenzar el lunes próximo.

En tanto, y a la espera de la decisión del Consejo Federal, el gobierno catamarqueño señaló que el ciclo lectivo de la provincia, que tenía finalización prevista para el 4 de diciembre, se extenderá una semana a fin de recuperar los días perdidos por el receso ampliado a causa de la epidemia. En La Rioja, donde las clases se retomaron el lunes, el ausentismo escolar continúa siendo elevado. "Los docentes no pueden fijar por sí mismos el calendario escolar, sino que es el Estado" el responsable, declaró el ministro de Educación provincial, Walter Flores, quien insistió en que las escuelas "están en condiciones". Eso, de todas maneras, no parece haber modificado que la mayoría de los padres decidiera no enviar a sus chicos a clases.

En el fuero de Seguridad Social, una empleada de tramitar las causas jubilatorias recibió diagnóstico positivo para gripe A y tres de sus compañeros padecen de síntomas compatibles con la enfermedad. La información hizo que la UEJN solicitara a las autoridades de la Cámara Federal de la Seguridad Social que cierren por 72 horas los sectores donde trabajan esas personas, para evitar nuevos contagios, pero todavía el pedido no fue resuelto, por lo que los empleados se presentarán a trabajar pero han decidido que no ingresarán al edificio.

Las once muertes dadas a conocer ayer sucedieron en distintos distritos: 4 en Entre Ríos, 3 en Río Negro, 2 en provincia de Buenos Aires, una en Chubut y una en la ciudad de Buenos Aires.

Comentá la nota