"Hay un cambio de actitud del gobierno nacional"

El gobernador Hermes Binner aseguró hoy que el logro de un resultado positivo del diálogo político "depende de cada una da las partes" que participan y sostuvo que, desde su punto de vista, se ha abierto una nueva instancia en la relación de la Nación con la provincia de Santa Fe. "Observamos un cambio de actitud", aseguró.
El mandatario provincial formuló declaraciones a la prensa tras participar del acto de conmemoración por los 15 del atentado terrorista contra la Amia.

A continuación se reproduce parte del diálogo con los periodistas:

¿Cuál es su expectativa respecto del diálogo político?

"Todo diálogo supone la participación de por lo menos dos. De cada una de las partes depende el resultado positivo de ese diálogo".

¿Puede haber algún acercamiento hacia la Nación después de algunos chispazos que pudieran haber existido en el pasado?

"Creemos que sí. Algunos ministros (del gobierno de Santa Fe) han estado en Buenos Aires, trabajando para que las mil viviendas que están aprobadas del Plan Federal de Viviendas, y que tienen ya la no objeción, puedan ser puestas en marcha. Hay escuelas del segundo Plan Más Escuelas que es muy importante poder construirlas".

¿Hay un cambio de actitud con respecto a lo que ha sido la relación?

"Sí, nosotros observamos un cambio de actitud".

¿Cómo evalúa la situación de Tostado? Por allí se habla de emergencia social y ahora socioeconómica.

"La situación de Tostado básicamente tiene que ver con la sequía, y con el aporte siempre insuficiente que está haciendo la provincia de Santa Fe: se han entregado 10 mil toneladas de maíz para el consumo de los rodeos, se ha llevado aguadas. El aporte es permanente. Recuperar la economía en el norte de la provincia va a ser muy complejo".

¿Hay más chances de que temas como las retenciones ahora tengan otro tratamiento en el Congreso? ¿Cuál va a ser la postura del socialismo, por ejemplo, en este tema, retenciones, retenciones no, escalonadas, qué es lo que van a plantear?

"En su momento nosotros planteamos la necesidad de suspender por 180 días las retenciones a los efectos de generar un shock de confianza, para que todos los atesoramientos que existen hoy, ya sea en silos bolsa, cajas de seguridad, moneda extranjera, puedan canalizarse a la producción y el trabajo, dando movimiento económico a nuestra sociedad".

¿Y después de esos 180 días qué?

"Es que los 180 días serían fundamentales, porque al moverse la economía todos los impuestos, como el caso del IVA, generaría un recupero del 21 % para el Estado nacional. Es de alguna manera lo que dio motivo al premio Nóbel de Economía del año 2002, que no fue un economista sino un psicólogo, Daniel Kahneman, que planteaba precisamente la necesidad de la confianza como un hecho movilizador de los mercados".

En estos tiempos de economía depreciada, ¿considera que la retención a la soja puede ser realmente el motor de la economía?

"La soja hoy sigue siendo el motor de la economía, es un producto que tiene una gran demanda a nivel mundial y es un producto que en general no consumimos, prácticamente el 95 o 96% de la producción sojera es para exportación.

"Ese es uno de los grandes factores que hay que seguir desarrollando, obviamente utilizando los cultivos en forma rotativa, pero es un espacio al cual toda la región está cada día despertando más, como el caso de Paraguay, Brasil, Bolivia, Uruguay.

"Hay una impronta que va creciendo a partir de una oleaginosa que tiene cada vez más valor, porque no es solamente para el consumo humano sino para transformación de carnes y también para la producción de biocombustibles".-

Comentá la nota