La Cámara dictamina el nuevo canon mensual para el banco

La comisión de Hacienda se reúne hoy para dar despacho al decreto que el PE envió ayer. El ministro de Economía irá a la Legislatura para explicar los alcances de la medida y evacuar dudas de los parlamentarios. CONOCIDOS. El titular de la comisión de Hacienda, Cúneo Vergés, y el ministro Jiménez, se reencontrarán hoy.
El gobernador, José Alperovich, remitió ayer a la Legislatura el decreto 77/3, mediante el cual, con acuerdo de sus ministros, ratificó el acuerdo por el cual se triplica el canon mensual que se abona al Banco del Tucumán para que se desempeñe como agente financiero de la Provincia. A la vez, reconoció una deuda de casi $ 9 millones con la entidad.

A causa de esta medida, el mandatario y el titular del Banco Macro SA, Jorge Brito, fueron denunciados penalmente por el legislador opositor Esteban Jerez, por presunto fraude al Estado.

La comisión de Hacienda y Presupuesto, compuesta íntegramente por oficialistas, fue convocada a deliberar hoy, desde las 11. El ministro de Economía, Jorge Jiménez, formará parte de la reunión para informar en detalle a los parlamentarios sobre los alcances del decreto acuerdo y despejar las eventuales dudas que pudieran plantearle.

Jiménez y el fiscal de Estado, Pedro Giúdice, fueron los representantes del Gobierno que el lunes 6 refrendaron el acuerdo con el Banco del Tucumán que ahora ratificó el Ejecutivo. Por el banco firmaron el director ejecutivo, Claudio Cerezo, y el asesor letrado, Augusto Bruchmann.

El decreto 77/3 -en consonancia con el pacto mencionado- dispone: “la retribución mensual por la prestación de los servicios que brinda el Banco del Tucumán SA a la Provincia, de conformidad a las pautas del contrato vigente, será a partir del octubre de $ 1.520.000, IVA incluido”.

Hasta setiembre, ese canon era de $ 550.000, que en 2001 habían sido fijado en dólares.

A la vez, se reconoce que la Provincia adeuda a la institución $ 8,7 millones, que se pagará, “de acuerdo con las disponibilidades del Tesoro, en efectivo y/o cheques de pago diferido”.

En sus considerandos, el decreto consigna que en la reunión del 23 de setiembre para renegociar el contrato, el banco reclamó una deuda de $ 89,7 millones. Adujo que, desde 2002, le pagan los 550.000 mensuales en pesos y no en dólares, por lo que se reclamó la dolarización directa del monto (ayer, en Tucumán, se necesitaron $ 3,27 para comprar U$S 1), retroactivo a ese año.

“La Provincia consideró atendibles los reclamos, pero no compartió el modo propuesto para resolverlos. (...) Con respecto a la deuda reclamada y teniendo en cuenta la teoría del sacrificio compartido, que ha servido para la revisión de los contratos privados debido a los diversos conflictos que han surgido como consecuencia de la pesificación de las deudas, se acordó (el pasivo) en $ 8,7 millones”, detalla el decreto. De esa negociación, además, surgió la actualización del monto mensual en $ 1,5 millón.

A favor del acuerdo

Según el Gobierno, evitaron un juicio por $ 90 millones El Gobierno plasma en el decreto 77/3 que el Banco del Tucumán exigía $ 89,7 millones, porque en 2001 fijó que el canon mensual de 550.000 sería en dólares y, sin embargo, desde 2002 se lo pagan en pesos.

Actualizaron el canon y reconocieron una deuda menor La Provincia, según consta en la norma mencionada, admite que el reclamo de la institución es razonable, pero negoció hasta reconocer una deuda de $ 8,7 millones y un canon mensual de $ 1,5 millón.

El oficialismo aduce que el canon acordado incluye el IVA Según fuentes alperovichistas, el banco planteó, originalmente, que en adelante le pagaran por mes 550.000 dólares, sin incluir impuestos. El Gobierno acordó pagar en pesos 1,5 millón, con el IVA incluido.

En contra del acuerdo

Según un legislador, no debe aumentar el canon mensual En su denuncia ante la Justicia, el opositor Esteban Jerez dice que el decreto 214, dictado por la Nación en 2002, fija que las obligaciones exigibles en dólares se convertirán en pesos en una relación “1 a 1”.

A partir de la pesificación, no hay deuda que reconocer El legislador sostiene que si por cada dólar hay que reconocer un peso, la Provincia no sólo debe seguir pagándolo $ 550.000 al banco sino que, además, no tiene que reconocerle deuda alguna a la entidad.

Con acreedores tucumanos, la Provincia actuó distinto El parlamentario advierte que la Provincia sentó un precedente en el que aplicó la pesificación “1 a 1” de modo directo: fue para pagar al Banco Empresario el terreno donde hoy se construye Lomas de Tafí.

Comentá la nota