Caída de la recaudación. Demora pago de haberes

El ministro de Hacienda, Miguel Lembo, aseguró enfáticamente que el gobierno cumplirá la obligación correspondiente al pago de los haberes a los empleados estatales, una vez que se complete la disponibilidad de los recursos necesarios.
Explicó, que la demora en el anuncio del cronograma de pago de sueldos correspondiente al mes de febrero, es motivada por la situación económica y financiera nacional que repercute en todas las provincias al haber disminuido los fondos coparticipables.

“Para esta administración siempre fue prioridad proceder al pago de haberes y estos se hacen efectivos cuando los recursos financieros lo permiten”, recordó y destacó que “se está trabajando para reunir los fondos necesarios y así dar cumplimiento a este compromiso del Estado”.

Tras resaltar que resulta difícil obviar la actual situación económica financiera de la Nación como así también del conjunto de las provincias, el funcionario insistió en decir que “la crisis repercute de manera negativa en los índices de recaudación tributaria, cuyos recursos después son coparticipables a cada una de las jurisdicciones provinciales”.

“Por lo tanto, las provincias reciben menos recursos debido a la baja de la actividad económica a nivel país que afecta al sistema de distribución de recursos coparticipables”, completó.

Hizo notar que todas las decisiones adoptadas y a adoptar en este contexto de suma complejidad, deben apuntar a morigerar sus consecuencias, hoy palpables en algunas partes del país cuando se dan a conocer informaciones acerca de perdida de empleos en el sector privado.

Sobre las gestiones que se llevan a cabo para la obtención de recursos, mencionó su reciente viaje a la Capital Federal, donde se entrevistó con autoridades del Ministerio de Economía de la Nación, a los fines de obtener precisiones sobre los plazos estimados para que la crisis alcance su techo.

Consultado sobre la posibilidad de implementar bonos como instrumento de aplicación en este cuadro situacional, advirtió que “en el marco de una economía sana no es recomendable su implementación” y aclaró que “dadas las circunstancias por todos conocidas, es una medida financiera que de ser necesaria será adoptada”.

“De todos modos esta alternativa no está contemplada entre los temas principales en carpeta para el Gobierno de la Provincia”, enfatizó.

“La administración que lanza bonos, busca el cumplimiento de las obligaciones del Estado, pero en primer término se procura utilizar todas las herramientas y gestiones posibles en forma conjunta con el gobierno nacional, de modo de no llegar a la emisión de cuasimoneda”, manifestó.

Por último, al ser consultado sobre los pedidos de audiencia planteados por el Frente de Gremios Estatales para abordar temas salariales, el titular de Hacienda dijo que “las reuniones con dicho sector se mantienen” y consideró oportuno aclarar a la población que “las decisiones que se toman se deben a una reducción significativa de los recursos provenientes de la masa coparticipable proveniente de Nación”.

Comentá la nota